martes, 12 de febrero de 2013

Mujer del siglo XXI: Muy preparada pero poco informada

Me había hecho el firme propósito de no entrar al trapo de la actualidad informativa porque, sinceramente, estoy hasta más arriba del moño. Si mi sobrina me dice mañana que le ayude con los deberes y el problema es "Bárcenas tiene 10 sobres y le da a Mariano 3, ¿cuántos sobres le quedan?", ni me sorprendería. Esto, me imagino, que durará hasta que llegue el próximo presunto chorizo y le quite la popularidad. Pero he sucumbido y espero que sea la única entrada que dedique a este tema.
No voy a entrar en la validez de los papeles, la contabilidad del PP o la renta de Rajoy. Me voy a parar en las esposas de los presuntos corruptos.
Vamos por partes: La infanta Cristina. ¡¡El dinerito que nos ha costado a todos los españoles que esta señora recibiera una formación adecuada a su linaje y posición!! Y parecía que no iba mal la cosa hasta que nos enteramos de que no tiene ni la más remota idea de los negocios, ingresos y presuntos trapicheos de su marido.
Por otra parte, Ana Mato, ministra de sanidad. A esta chica, ya señora, la tenía yo en estima y la veía como muy válida y preparada. Pero desde que sé que su marido, ya ex, aparecía con un Jaguar en su casa o con un fiestón para sus hijos y ella no sabía de donde salía el dinero para pagar todo aquello, ha bajado bastante en mi escalafón.
Esto me lleva a reflexionar sobre la situación y pensar que o estamos volviendo al siglo pasado, donde las mujeres esperaban el jornal del hombre y, sin preguntar de donde salía, compraban lo necesario y acataban las órdenes del marido o que en otros status sociales las parejas no comparten nada de nada.
Es posible que en mi caso sean habas contadas, pero os puedo asegurar que si el Santo se presenta con algún caprichito sé perfectamente de donde ha salido el dinero o la procedencia del regalo, si es que ha sido un regalo. Y al contrario también. Y eso es lo que considero yo un matrimonio. 
De la Semana Fantástica de la corrupción he sacado una conclusión: que la mujer del siglo XXI está muy preparada pero, sencillamente, está muy poco informada de lo que pasa a su alrededor.

¡¡Feliz martes!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...