martes, 18 de septiembre de 2012

Respeto a los blogueros

No sé si me puedo considerar bloguera o no. Si tomo al pie de la letra las palabras de Forrest Gump y  tonto es el que hace tonterías, bloguero es el que escribe un blog, ¿no es así?  Pues si así es, me considero bloguera. Desde que empezara, el pasado 30 de noviembre, he escrito 223 entradas, se han visto o leído
15.743 veces y he recibido 101 comentarios. Y os puedo asegurar que aunque las cifras me llenan un montón, hay veces que este hobby se convierte en tortura y saco las ganas de escribir de no sé donde. Pero lo escribo porque es un compromiso que tengo con la gente que me sigue. Y espero, de alguna manera, enriquecerles con mis opiniones, arrancarles una sonrisa con mis tonterías, enternecerles con las historias de la Princesa o simplemente entretenerles el minuto que dura la lectura de cada una de las entradas. Y lo hago porque quiero y porque me da la gana. Casi todos mis post son escritos a la carrera, o bien a las mil con los ojos sujetos con palillos para no dormirme o bien al amanecer, cuando aún las calles no están puestas. Las fotos proceden de mi IPhone, con una calidad que muchas veces dejan mucho que desear, o de Pinterest. Y si alguna vez he tirado de fotos de otro blog, me he cuidado mucho de poner la procedencia y de enlazar la foto con la procedencia original. 
Pero hay blogs muy cuidados en diseño y fotografías. Además son muy útiles y entretenidos. Son simplemente impecables. Ahora mismo podría citar a tres sin dar muchas vueltas: Webos Fritos, Recetas de Rechupete o mi biblia Baballa. No he tenido el placer de hablar con sus autores de este tema, pero estoy segura de que cada entrada les ocupa mucho tiempo libre. Por eso me cabrea enormemente que no se les respete su trabajo y que otros blogs, páginas web (algunas hasta de organismos oficiales) y publicaciones utilicen sin pudor las fotografías de los blogueros, sin citar la procedencia e, incluso, recortando o haciendo desaparecer su marca.

Es el caso del blog Quesos de Galicia (me vais a permitir que no enlace su web porque no me da la gana) que para ilustrar su receta de Pizza de Lacón con Grelos y queso Arzúa Gran Abade utiliza sin pudor una foto de Recetas de rechupe de su Pizza de Lacón con Grelos y queso Arzúa Ulloa. ¡Andá qué casualidad! ¡No solo la foto es la misma sino que la receta también!!
Webos Fritos ha visto como sin comerlo ni beberlo se ha convertido en proveedora gráfica de, por ejemplo, el Diario de Mallorca.

o El Museu de la Xocolata de Barcelona
 
Por su parte, Cocina con poco ha visto viajar a su Granizado de Sandía y Frutos Rojos hasta México, a la Revista Zoom. Afortunadamente, han retirado la foto y han pedido disculpas públicamente. 
En fin, con todo esto quiero reivindicar el trabajo de los blogueros. De los excelentes,  como los citados en esta entrada, como los de andar por casa como yo. Como bien dice Su en el manifiesto escrito en Webos Fritos , "el fotógrafo trabaja mucho y bien, regala su trabajo a todos nuestros lectores, por el puro placer de compartir"..."Compartir una buena receta lleva mucho tiempo de elaboración, pruebas y esfuerzo personal".
Listillos del mundo, ¡¡no vayáis de sobrados!!! Nos guste o no lo que se escribe por ahí, hay que respetar a los blogueros.
Buen martes (que acostándonos esta noche, pasado mañana es viernes)
 

3 comentarios:

  1. plas plas aplauso!!!! No tengo mas que decir! Es perfecto! Aver si empiezan a respetarnos un poco

    ResponderEliminar
  2. por cierto es A ver no me ha cogido el espacio, upsss

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...