martes, 7 de agosto de 2012

Deberes de verano

No sé si recordáis que el pasado mes de abril, los medios de comunicación se hacían eco de la protesta de algunos padres franceses por lo que consideraban la desproporcionalidad de lo que habitualmente denominamos deberes. Fue suficiente para que también se abriera la veda de las protestas de los padres españoles. Justo coincidió con la época en la que a la Princesa le empezaron a mandar realizar fichas en casa. En concreto, dos fichas de grafomotricidad para todo el fin de semana. Vamos, que sin prisa en 15 minutos las tenía hechas. Aún así soy consciente de que algunos padres se quejaron por el mandado. El libro de las fichas no se terminó a tiempo y la teacher lo ha mandado como tarea para el verano. A mi no es que me parezca mal la medida. Me parece más que perfecta. Después de unos días de vacaciones, la Princesa vuelve a la rutina. Y todos los días tiene que hacer 2 fichas, además de colorear (odia colorear) hasta completar hasta media hora de deberes. A algunos les parecerá una atrocidad que siendo tan pequeña seamos tan estrictos. Pero estoy segura de que en septiembre me lo agradecerá y el día de mañana estará encantada de que desde tan pequeña le hayamos inculcado un hábito de estudio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...