viernes, 22 de junio de 2012

Hasta luego

Ayer emprendendieron nuevos caminos tres de mis compañeras del departamento. Fue un día triste e intenso.  Pero como trato de seguir  con las gafas de ver bonito, aunque a veces es francamente complicado, pensaré en todo lo bueno que me han aportado a lo largo de estos tres años de intensa convivencia y de lo que me seguirán aportando fuera del ámbito laboral. Estoy segura. Desde el minuto 1 de mi andadura en esta empresa tuve la mano tendida de las 3 y en menos de 5 minutos me sentí absolutamente integrada. Y que importante es eso. Ellas se van pero me quedo con la ternura e inocencia de Leti, el inmenso apoyo y optimismo de Marta y la eterna sonrisa de Marisol. Con ellas he aprendido que el trabajo y la amistad no están reñidos. No soy quien para dar consejos y, desde luego, no es esta la intención de este blog.  Pero hoy me vais a permitir uno: disfrutad y  valorad a vuestros compañeros. Al fin y al cabo son parte fundamental de vuestra vida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...