jueves, 24 de mayo de 2012

¿Estamos todos locos?



¡¡Qué barbaridad!! Nunca una final de la Copa del Rey de fútbol había creado tanta controversia. Esto no tiene sentido de principio a fin. Vamos a por partes:
1.- Las hinchadas de ambos finalistas, Barça y Bilbao, tienen cierta tendencia nacionalista y poca afinidad tienen con el monarca. Vamos, que les da los mismo ganar la Copa del Rey o la Copa del Anís del Mono
2.- La final se juega en Madrid, capital de España.Si se hubiera jugado en Lisboa, París o Antananarivo, capital de Madagascar, lo mismo daba. 
3.- La Copa es del Rey y hoy por hoy la monarquía como que está de capa caída.Quizá hubiera sido mejor celebrar la Copa del linier o del controlador de la ORA. Creo que los tres están en el mismo puesto del ranking de popularidad. Si a eso le unimos que será el príncipe (aún con menos adeptos que el rey) el que entregue la copa, pero me lo pones.
4.- Para colmo de males, El Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) permite una manifestación convocada por La Falange.No digo nada.
5.-Y si el ambiente no está lo suficientemente caldeado Esperanza Aguirre, no se si queriendo o sin querer, echa más leña al fuego y baraja la posibilidad de suspender la final si se produce una pitada al himno nacional. Esto es tan absurdo como invitar a un vegetariano a comer y molestarte porque rechaza tu solomillo a la pimienta o el que entra a una pescadería a comprar carne y monta en cólera porque descubre que no hay. Catalanes y vascos deben asumir que van a jugar la Copa del Rey de España y por tanto sonará el himno y deben respetarlo.
En cualquier caso esto es una locura y espero que sin consecuencias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...