miércoles, 3 de agosto de 2016

Hoy toca médico: ¡me ha picado un bicho!

¡Madre mía como estamos de picaduras!, ¡que levante la mano a quien lo le haya picado un bicho en todo el verano!
Pero la pregunta es ¿qué bicho nos ha picado? Lo más frecuente es que sea un  mosquito. Sus picaduras nos dejan los llamado habones y suelen ser lesiones únicas que pican mucho. El tamaño y el picor depende mucho de la reacción que tenga nuestro cuerpo a la picadura. No es cierto que los mosquitos piquen más a la gente con la sangre más dulce, eso sin duda es un mito del verano. Ante este tipo de picaduras lo mejor es no hacer nada. Pero si el habón es muy grande  se puede poner frío con hielo o paños de agua fría para disminuir la inflamación. 

Si pica muchísimo se puede aplicar sustancias especificas para la picaduras que lleven calamina o amoniaco. Pueden ser de utilidad las cremas con corticoides, pero es mejor que te lo prescriba el médico o el pediatra. No te aconsejo que uses cremas antihistaminicas porque puede producir erupciones en contacto con el sol.
Las picaduras de avispas y abeja ya son palabras mayores, porque duelen y porque las reacciones alérgicas son más frecuentes, sobre todo con la picadura de avispa. La lesión también es un habón con inflamación y un pequeño punto central  y es muy dolorosa. El tratamiento es similar a la picadura de mosquito. Salvo que cuando hay aguijón que sedebe intentar extraer y a veces se tiene que dar algún analgésico para el dolor.
También te puede picar una araña. En ese caso, las picaduras no producen habones sino una mancha rojita con dos puntos centrales (la mordedura) y se tratan igual que cualquier otra picadura.
Pues estos son los bichos más frecuentes, pero también podemos ser atacados por chinches, que dejan picaduras en zig zag, por pulgas que dejar un caminito de picaduras, o garrapatas donde se queda el bicho clavado en la piel.
¿Cuándo nos debemos preocupar ante una picadura? Cuando sospechemos que somos alérgico y en este caso saldría un sarpullido por todo el cuerpo, con mucho picor. Además puede ir acompañado de hinchazón de los párpados, de los labios e inclusos tener dificultad respiratoria. En ese caso, lo mejor es acudir al centro médico más cercano. 
Y,  como siempre, lo mejor es la prevención. En bebes y menores de dos años con mosquiteras, en niños mayores y adultos se pueden utilizar repelentes de mosquitos, los mas eficaces con los que llevan una sustancia llamada DEET, o con sustancias naturales como la citronela, que aunque son menos eficaces son menos tóxicos.
Doctora Sin Zapatillas
(Mi Otro Yo)

¡¡¡FELIZ MIÉRCOLES!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...