viernes, 29 de noviembre de 2013

La Receta: Pollo a la importancia

La receta de hoy viene sin historia. El nombre viene de las patatas a la importancia y se lo puso la creadora de la receta, Ana del blog Los Fogones de Ana Sevilla. Pero no sé de donde procede el nombre de las patatas. Vamos, ¡¡que hoy es una entrada de lo más indocumentada!! Pero no lo voy a dejar ahí.  Para mi es pollo a la importancia de tener una familia sana, de tener un techo, un marido que me adora y al que adoro, un trabajo, mis necesidades cubiertas y, en definitiva la importancia de ser feliz.
Ya sabéis que siempre me gusta citar la fuente. En esta ocasión la descubrí a través del blog Miel y Limón  y lo que es realmente importante en esta receta es tener pan para mojar en la salsa. Vamos al lío:

INGREDIENTES
  • 3-4 Patatas grandes
  • 4 contramuslos de pollo
  • 1 una cabeza de ajo 
  • Perejil 
  • Aceite de oliva
  • 150 gr Cebolla 
  • 5 gr Harina
  •  200 gr Vino Blanco
  •  200 gr Agua 
  • 2 Hojas de Laurel 
  • 1 Pastilla de Caldo de Pollo 
  • Azafrán 
  • Sal
PREPARACIÓN- versión Thermomix

Primeramente engrasamos una bandeja apta para el horno y hacemos una capa de patatas, cortadas en rodajas de cierto grosor y salamos ligeramente. Reservamos. Seguimos haciendo el abodo para el pollo. Para ello metemos en el vaso de la Thermomix 4 dientes de ajo y un manojo de perejil y lo picamos 4 segundos, velocidad 5. Bajamos los restos que hayan quedado pegados en las paredes del vaso, incorporamos 2 cucharadas de aceite y la sal y lo mezclamos 5 segundos, velocidad 2. Con lo que resulta, adobamos bien el pollo y colocamos los contramuslos sobre las patatas. Vamos ahora a por la salsa. Para ello picamos la cebolla con 2 dientes de ajo 4 segundos, velocidad 4. De nuevo bajamos los restos hacia las cuchillas y agregamos 40 gr. de aceite y sofreímos 10 minutos temperatura Varoma, velocidad cuchara y sin cubilete. Después añadimos la harina y volvemos a programar 1 minuto, 100 grados, velocidad 2. Terminamos con los líquidos. Agregamos el vino blanco, el agua, el laurel, la pastilla de caldo, el azafrán machacado y el perejil picado y programamos  5 minutos, 100 grados, giro a la izquierda, velocidad 1 y sin cubilete para que evapore el alcohol. Cuando ya esté, vertimos la salsa sobre el pollo y lo metemos en el horno  a 200º alrededor de dos horas, dándole la vueltas al pollo por lo menos una o dos veces. 

PREPARACIÓN- versión clásica

Primeramente engrasamos una bandeja apta para el horno y hacemos una capa de patatas, cortadas en rodajas de cierto grosor y salamos ligeramente. Reservamos.  En el mortero picamos 4 dientes de ajo, el perejil y la sal, añadimos un chorrito de aceite y mezclamos. Con lo que resulta, adobamos bien el pollo y colocamos los contramuslos sobre las patatas. Vamos ahora a por la salsa. Para ello picamos la cebolla y 2 dientes de ajo y los sofreímos en una sartén hasta que la cebolla esté transparente. Entonces añadimos una cucharada de harina y  seguimos sofriendo durante unos minutos. Después agregamos el vino blanco, el agua, el laurel, la pastilla de caldo, el azafrán machacado y el perejil picado y le damos un hervor para que el alcohol se reduzca. Cuando ya esté, vertimos la salsa sobre el pollo y lo metemos en el horno  a 200º alrededor de dos horas, dándole la vueltas al pollo por lo menos una o dos veces.

¡¡¡BUEN PROVECHO Y FELIZ FIN DE SEMANA!!!

miércoles, 27 de noviembre de 2013

Nancy está de moda

Yo siempre he sido más de Nancy que de Barbie. La veo como más latina, como más normal. Nancy es como la niña guapa con tipo y Barbie como el prototipo de belleza americana, esa inalcanzable sin pasar por el quirófano, sin pasar más hambre y sin machacarse en el gimnasio. Además, Nancy me parece como más discreta. Nunca nos hemos enterado de su vida privada. Lucas desapareció, no sabemos nada de él y ella tampoco ha hecho declaraciones al respecto. Por su parte, Barbie se dedicó a airear su divorcio con Ken y desde entonces se ha dedicado a la vida loca: que si va en caravana, que si se ha dedicado al cine... 
En estos días me he enterado por el blog Los planes de María que Nancy  está de cumpleaños. 45 castañas le caen a la rubia. Está fenomenal para su edad. Ya me gustaría estar así. Pero me huele a mi que ha pasado por el cirujano de los famosos. Está tan cambiada que no parece ni ella. Me imagino que habrá pensado como todas: renovarse o morir. Y viendo que se imponía el tipo de belleza de Barbie, que una Bratz, al más puro estilo Sara Carbonero le pisaba los talones o que la cara angelical ya no se llevaba, veánse las Monster High, empezó con un retoque aquí otro allá y... ¡¡tachán!! ya tenemos Nancy del siglo XXI. Está guapa, muy actual, pero a mi me sigue gustando más la de antes. 
Y las amantes de la Nancy de antes, estamos de enhorabuena. El Museo del Traje de Madrid ha programado una exposición aniversario en la que 25 prestigiosos creadores españoles de la Asociación Creadores de Moda de España (ACME) han diseñado y confeccionado un modelo para esta muñeca. La exposición estará abierta hasta el 19 de enero y al ser temporal es de acceso gratuito.
Para los que no estéis en Madrid, en la página web del Museo del Traje podéis descargaros el catálogo de la exposición.

Os dejo la dirección:
Avenida de Juan de Herrera, 2. Madrid
Tel. (+34) 91 550 47 00
Transportes: Metro: Moncloa (líneas 3 y 6) Línea 6 (Ciudad Universitaria), servicio de autobuses alternativo Bus: Líneas 46, 82, 83, 132, 133, G
Horario:  Martes a sábado: 9:30-19:00 h y domingos y festivos: 10:00-15:00h, ¡¡Cierran el 24, 25 y 31 de diciembre y el 1 y el 6 de enero!!

¡¡¡FELIZ MIÉRCOLES!!!

martes, 26 de noviembre de 2013

El mundo al revés

Quizá esta entrada la tenía que haber escrito ayer. Pero no quiero que de por vida el cumpleaños de mi madre lo asocie a un tema que me saca de mis casillas, como a cualquier mortal con dos dedos de frente, como es la violencia de género. Y si ya de por si para la sociedad es un día amargo, para mi ayer lo fue aún más cuando desayuné escuchando la lista de violadores que, en los próximos días, saldrán a la calle gracias a la doctrina de Estrasburgo. Me imagino que ávidos de nuevas presas después de estar 20 años encerrados. Y no es que me de miedo, me da pavor. Y no por mi, ni por mi hermana o amigas. Ya somos adultas y mal o bien nos podremos defender, o eso espero. Pero veo a mi hija, a mis sobrinas, a sus amigas, a mis niñas más cercanas y me hierve la sangre al pensar que un mal nacido de estos les pueda poner la mano encima. Y ojo, que tal y como está el panorama los niños tampoco es que estén libres de tener cuidado. 
La ley admite que estos delincuentes salgan a la calle porque han pasado 20 años de condena. Pero no sé para quien es la condena más grande, si para ellos o para sus víctimas.  
No sé que está pasando en el mundo. Parece como si se hubiera hecho realidad aquella canción infantil del mundo al revés:
Erase una vez 
un lobito bueno, 
al que maltrataban
 todos los corderos. 

Y había también 
un príncipe malo 
una bruja hermosa 
y un pirata honrado. 

Todas estas cosas 
había una vez 
cuando yo soñaba 
un mundo al revés.

Si esto sigue avanzando en esta dirección, por favor que paren el mundo que yo me bajo.

¡¡FELIZ MARTES, A PESAR DE TODO!!

lunes, 25 de noviembre de 2013

Olivia&Cloe

Hoy es el cumple de mi Santa Madre. Así que voy a aprovechar para mandarle un beso gigante. Además es Santa Catalina. Es un nombre que me gusta mucho porque Mi Otro Yo y yo misma tenemos una anécdota con él. Mi Santa Madre nos hizo un jersey con una P para Mi Otro Yo (Paloma) y con una R para una servidora (Rocío). Íbamos tan monas las dos con nuestros jerséis cuando nos encontramos con una señora, de las muchas que nos paraban por la gracia de ser gemelas. Antes no era tan normal como ahora. El caso es que se quiso hacer la simpática con nosotras y nos preguntó sin nos llamábamos Rosa, Raquel, Rosario, Rocío, Paula, Pilar, Paloma... Por lo visto, una de la dos categóricamente le contestó que nos llamábamos Ana y "Cacalina". Mi Santa Madre aún no sabe el porqué de esa contestación y de donde sacamos los nombres. Hasta aquí la anécdota y ahora vamos al lío. 
Este fin de semana me he enterado de que Santa Catalina es la patrona de los sombrereros, así que no me imagino otro día mejor para presentaros unos de mis últimos descubrimientos: Olivia & Cloe, un nuevo concepto en el diseño de sombreros y tocados.  Olivia aporta técnica, estructura y minimalismo. Cloe es la locura personificada, juntas son la simbiosis perfecta que hacen de cada tocado una pieza exclusiva, artesanal, tratada con mucho mimo y diseñada en exclusiva para cada una de sus clientas.
Y para muestra, por ejemplo, este sombrerete azul marino de buntal con velo negro plumeti azul marino que sé que a mi Santa Madre le va a encantar. Y siguiendo con los tocados, este otro rosa, un poco más atrevido, con tul inspirado en los años 50.
Si lo que buscas es algo más sofisticado, también lo vas a encontrar en las creaciones de Olivia & Cloe.  ¿Qué me decís de estos otros modelos?



 Pero no solo puedes encontrar virguerías para la cabeza. Los Reyes Magos tienen un nuevo sitio para hacer acopio de regalos. Tienen unos cuellos la mar de monos y a un precio muy interesante. Son cuellos reversibles y su precio es 35€. se pueden combinar  las telas como quieras y así tendrás un cuello personalizado.


















Por no hablar de los cinturones. Los de la derecha se pueden hacer de seda o tafetán con el cierre en dorado y rondan los 25-30 €, dependiendo de la tela escogida. Los de las derecha, me encantan, son de goma y cuestan 30€.
Y si fuera poco todo esto, además realizan talleres para aprender desde cómo colocarse un pañuelo con gracias hasta hacer tu propio tocado.
Si estás interesada en alguna de sus creaciones, puedes ponerte en contacto con Olivia&Cloe y concertar una cita previa aquí. 

¡¡¡FELIZ LUNES Y RECUERDA: CONQUISTADO EL LUNES, GANADA LA SEMANA!!!

viernes, 22 de noviembre de 2013

La Receta: crema de lechuga (Thermomix)

En casa hemos declarado el estado de guerra en lo que a la cocina se refiere. ¿Y qué significa esto? Que no se tira nada. Si sumásemos todo lo que tiramos a lo largo del año porque se nos pasa la fecha de caducidad nos daría un pasmo. Y ahora que tengo mi nevera más limpia que los chorros del oro y colocadita como si fueran a pasar revista veo sin mucho esfuerzo lo que está a punto de coger un vuelo exprés camino de la basura. Y así encontré a una lechuga de hoja de roble. Con el pasaporte en una hoja y la maleta en el otro. Y ¿qué hice? Crema de lechuga. Os voy a dar mi opinión sincera. La primera cucharada me costó digerirla porque de aspecto es igual que la espinacas a la crema, que por cierto me encantan. Así que esperaba el sabor de la espinaca y me chocó. Pero una vez acostumbrada al cambio todo sobre ruedas. Es más, la Princesa se comió todo con la gracia de decirle que era puré de rana, como dice mi vecina/amiga Sonsoles. Si le digo que es de lechuga se lo come Rita. Y ahí va la receta: 

INGREDIENTES
  • 60 g de cebolla.
  • 150 g de puerros.
  • 250 g de lechuga.
  • 100 g de patata.
  • 6 hojas de hierbabuena.
  • 250 ml de agua.
  • 250 ml de leche
  • 1 cucharadita de sal.
  • 20 gr. de aceite
  • 20 gr. de mantequilla 
PREPARACIÓN
Para empezar, echamos en el vaso el puerro, la cebolla, la patata, la mantequilla y el aceite y programamos 5 segundos, velocidad 5. Bajamos con la espátula todo lo que se haya quedado en las paredes y volvemos a programar 5 minutos, temperatura varoma, velocidad 1. Cuando termine añadimos el agua, la sal y la hierbabuena y lo ponemos a cocer sin cubilete durante 15 minutos, temperatura 100º, velocidad 2. Entonces es el momento de añadir la lechuga en trozos y la leche. La trituramos 5 segundos, velocidad 5. Después ponemos la Thermomix sin cubilete durante 12 minutos, temperatura varoma, velocidad 1.Cuando termine esperamos que se enfríe y trituramos durante 30 segundos a velocidad progresiva de 5 a 10.
Lo podemos presentar con un chorro de aceite de oliva y unas hojas de hierbabuena. Yo no tenía hierbabuena y eché de menos el frescor que supongo le da. 

¡¡¡FELIZ VIERNES Y TOCA ABRIGARSE!!

jueves, 21 de noviembre de 2013

No es más rico el que más tiene

Para terminar mi semana de valores (mañana toca receta) vamos con aquello de que "no es más rico el que más tiene sino el que menos necesita". Ya me he puesto en modo hija, hermana, cuñada, sobrina, nuera, esposa, madre intransigente. Y como en Mercadona ya están los villancicos a toda pastilla, yo ya he cambiado mi banda sonora y no dejo de repetir una y otra vez "Solo un juguete para la Princesa". En mi casa cometemos, o victoriosamente podría decir cometíamos, el error de asignar un presupuesto por niño y adulto y gastarnos hasta el último céntimo. Entonces surgían los complementos a los regalos, como si se tratase de una Barbie. Y era insultante entrar en el salón de mi casa, de la de mis padres, suegros, hermana, cuñados, tíos y ver una montaña gigante de regalos, sobre todo para los niños. Y es muy probable que no se hubieran gastado todo el presupuesto. Pero los niños no entienden de eso. Entienden de número de regalos, aunque lo de dentro sea una tontería. Y estamos en una edad muy peligrosa para eso. Porque ahora mi sobrina y mi hija solo quieren regalos, muchos regalos. Independientemente de que sean caros o baratos. Quieren regalos. La solución está fácil. Decir a los Reyes Magos que vayan a los chinos de turno, que carguen con cientos de porquerías aparentes, envolverlas y ya está. Pero ahí no está la felicidad. Estará la ilusión momentánea pero efímera. Y los niños crecerán y se refinarán y ya pedirán ellos. Y entonces los Reyes no podrán darles los innumerables regalos que antes les traían. Y verán que donde antes había 15 ahora hay 10 y luego 5. Y entonces, o tienen la cabeza muy bien amueblada, o se sentirán muy infelices porque ya solo tienen 5 regalos y es posible que su amigo tenga 6 ó 7.  Según me hago mayor, o vieja según se mire, me repugna esta sociedad en la que vivimos y en la se va adoctrinando a los niños a comprar y a consumir desde bien pequeños. Y me consta que como yo, hay muchos. Sé que es que la sociedad en la que nos ha tocado vivir y o te subes al tren o tendrás un hijo raruno. Así que nos toca a los padres ir cambiando poquito a poco esto que tanto nos incomoda y conseguir que sea el raro el que pide y pide y pide. Y seguro que no tendrán tanto, pero serán infinitamente más felices. Y termino como empecé: no es más rico o feliz el que más tiene, sino el que menos necesita. 

¡¡¡FELIZ JUEVES!!! 

miércoles, 20 de noviembre de 2013

Los fines de la vida

Hace algunas semanas, mi compañera y amiga Marta me mandó un whatsapp con un vídeo. Ella no es de mandar este tipo de cosas, que para mi son spam, por eso pensé que sería algo interesante. Pero he de confesar que lo aparqué y me olvidé de ello. Marta me lo recordó varias veces, llegando incluso al reproche con razón y sin saber de que se trataba el vídeo me aventuré no solo a verlo con detenimiento sino además escribir una entrada en el blog. Y gracias a Dios , lejos de ser un adelanto navideño en forma de gatos y perros cantando villancicos, se trata de una reflexión de José Luis Sampedro sobre la sabiduría. Me consta que es de él porque es su voz. Y aunque no lo fuera, lo importante es el mensaje que, sin duda, si tienes dos dedos de frente, te deja poso. Yo te voy a lanzar una serie de preguntas. Por favor, piensa en ellas y luego lee o escuche el texto y reflexiona... 

¿Sabemos vivir? ¿Tenemos libertad? ¿Por qué pensamos lo que pensamos o hacemos lo que hacemos? ¿Cuáles son los fines de la vida? 

 Ahí os dejo la reflexión... 



La mayoría de la gente que ahora uno ve por la calle sabe hacer muchas cosas, se mueve todo el día, está agitada todo el día, y no sabe vivir. Hoy, en gran parte, el hombre de una ciudad civilizada y urbanizada es un servidor del sistema y de las máquinas, porque cuando tiene que ocuparse del coche, de la lavadora, de lo otro y de lo de más allá, se pasa el día alimentando cosas y sosteniendo cosas, cuando sencillamente podría vivir mejor. Porque lo que no está claro son los fines. ¿Cuáles son los fines de la vida?, ¿para qué vivimos?, ¿para qué estamos vivos? Estamos vivos para vivir, para hacernos, para realizarnos, para dar de cada uno de nosotros todo lo que puede dar, porque así tendrá todo lo que pueda recibir. Pero para que esto empiece hace falta libertad. Y para tener libertad, no libertad de expresión, lo que hay que tener es libertad de pensamiento, porque si usted no tiene libertad de pensamiento, da igual que hable o diga lo que quiera. El poder se asegura de que no tengamos libertad de pensamiento, para eso nos educa, para que pensemos lo que él quiere que pensemos. Y entonces, cuando consigue que nosotros pensemos lo que él quiere que pensemos, y eso lo consigue en la infancia, cuando enseña la doctrina, cuando enseña los principios; lo consigue en la sociedad con el ambiente general, con los principios, la publicidad, el mercado, etc. Cuando consigue que la gente piense lo que el poder quiere que piense, resulta que, si no tenemos libertad de pensamiento, no tenemos libertad de expresión, y no nos educan para tener libertad de pensamiento. Y cuando tengamos eso, podremos pensar en los fines de la vida, porque los fines de la vida no son aumentar en dinero y en gasto y en diversión, no es eso. Es ganar en satisfacción personal, ser más lo que uno es. El tiempo no es oro, el tiempo es vida. José Luis Sampedro

¡¡¡FELIZ MIÉRCOLES!!! 

martes, 19 de noviembre de 2013

El dinero no todo lo podría comprar

Ayer estuve toda la tarde haciendo galletas con la Princesa. Me lo lleva pidiendo desde que leyó una receta en una revista de pegatinas de Hello Kitty. De ahí el resultado de las galletas: muy buenas de sabor y no aptas para dentaduras sensibles. En cualquier caso, pasamos una tarde diferente, divertida y juntas. Así que  tuve poco tiempo, o nada, para escribir y hoy se me han pegado las sábanas,así que tampoco dispongo de mi rato mañanero. Pero no quiero dejar que se me pase una reflexión que tengo en la cabeza desde hace unos días. Cada vez tengo más claro que el dinero no todo lo podría comprar. Y me refiero al tema de las adopciones. Con qué facilidad adoptan los famosos o famosetes y a los pobres mundanos lo que nos cuesta. Y ya no hablo de dinero, sino de burocracia. Y seguramente los de a pie son hogares mucho más idóneos para acoger o adoptar un niño, tenga la edad que tenga o venga de donde venga. 
Evidentemente llego a esta conclusión después de la detención del hijo de Ortega Cano. Ese pobre chaval es un rico desgraciado. Ya sufrió un primer abandono de sus padres biológicos, un penoso, imprevisible e inevitable abandono de su madre adoptiva y un tercer abandono por un padre, supuestamente destrozado por la muerte de su madre. Y ese padre abatido en lugar de volcarse con sus hijos, vete tú a saber en que buscó refugio. 
Los gobiernos y asociaciones de los países a lo que normalmente van este tipo de gente no deberían cegarse por un puñado de dólares o por el resplandor de una estrella, a veces efímera. La felicidad de un niño debe estar por encima de todo esto. 

¡¡FELIZ MARTES!!!  

lunes, 18 de noviembre de 2013

Humildad

En el cole de la Princesa, como me imagino que en el resto de los coles, además de enseñar tratan de educar, aunque el peso de esa parte creo que deben de llevarla los padres.  Cada mes, en casa y en el colegio, trabajamos un valor. Este mes es el de la obediencia. Y ahí estamos. Pero además, este trimestre el Santo y yo nos hemos propuesto un valor extraescolar: la humildad. Lo mismo nos estamos adelantando, pero eso que lleva por delante la Princesa. Y no es que estemos sobrados de obediencia, que no es el caso, simplemente la que va de sobrada en todo es la Princesa. Ha descubierto la autonomía que sus 5 añazos le proporcionan, ya se ha dado cuenta de que no necesita a mamá o a papá para hacer cantidad de cosas y entonces va de guay.  Ella tiene que ser la primera en todo, la que más sabe, la que más corre, la que mejor hace todo... Y nada más lejos. Nos dicen que son actitudes propias de la edad fruto de esa independencia adquirida. Y es posible. Pero yo no quiero una hija soberbia ni prepotente. Me niego a admitir que con solo 5 años ha perdido esa inocencia adorable de los niños. Yo no quiero que mi hija sea la mejor en todo. Quiero que el día de mañana sea una mujer íntegra, sensata, humilde, sincera... Que no se avergüence cuando tenga que pedir ayuda porque no sepa hacer algo, que no trate de imponer su criterio sin conocer en de al lado que puede ser mucho mejor que el suyo.. Así que aquí estamos.  Tratando de inculcarle que la humildad y la sencillez son las llaves maestras para abrir todas las puertas del mundo.
Un nuevo reto y obstáculo en esa difícil carrera de fondo que es la educación de los hijos. 

¡¡FELIZ LUNES!!

viernes, 15 de noviembre de 2013

La Receta: tarta 3 chocolates

 Con eso de tener colaboradoras reposteras, las últimas tartas que he traído eran de nivel alto, casi nivel "reposteril". Así que, aunque en la recámara tengo otro postre de categoría, he  decidido bajar a la arena y enseñaros una tarta de esas de quedar estupendamente con poca dificultad. La tarta no la he hecho yo. Es de Mi Otro Yo. Perfectamente podría ser mía, pero por aquello de que ya estamos en operación "Voy a parecerme lo menos posible a Papa Noel", pues la ha hecho ella que está estupenda. Y como hoy voy con tiempo, os dejo la versión Thermomix y la versión tradional.


INGREDIENTES

- 250gr de chocolate negro
- 250gr de chococolate con leche
- 250gr de chocolate blanco
- 600 ml de nata (35% de materia grasa)
- 600 ml de leche
- 3 sobres de cuajada
- Un paquete de galletas tipo María
- Mantequilla

PREPARACIÓN- Versión Thermomix

Primero vamos con la base. Para ello trituramos las galletas y luego las unimos con la mantequilla que debe estar a temperatura ambiente para que se ligue bien. Cuando este bien mezclado, lo vertimos sobre un molde desmontable, extendiendo bien la masa por toda la base y lo metemos en el horno unos 10 minutos a 180º para que la base se endurezca un poco. Cuando tengamos la base preparada es el momento de los chocolates. El orden de los factores no altera el producto, así que puedes empezar por el que quieras. Yo lo explicaré como lo ha hecho Mi Otro Yo, empezando por el negro. Entonces, echamos en el vaso el chocolate negro, 200 ml de leche, 200 ml de nata y un sobre de cuajada, y se programa 7 minutos, a 90º, velocidad 5. Cuando se termine el tiempo se vierte la mezcla sobre la galleta. Luego es el turno del chocolate con leche. Para ello ponemos el chocolate con leche, 200 ml de leche, 200 ml de nata y un sobre de cuajada y volvemos a programar 7 minutos, a 90º, velocidad 5. Cuando termine, rallamos con un tenedor la superficie del chocolate negro(para que agarre bien) y echamos con cuidado la nueva mezcla sobre la base del chocolate negro. Para evitar que se rompa la base, podemos ayudarnos con una cuchara, dejando caer la mezcla sobre ella antes de que tome contacto con la base. La última capa es la de chocolate blanco, por lo que es conveniente lavar el vaso para que no se mezclen los colores. Repetimos la operación de echar el chocolate blanco, 200 ml. de leche, 200 ml. de nata y un sobre de cuajada y programamos 7 minutos, a 90º, velocidad 5. Rallamos de nuevo la base y repetimos la operación. Ya tenemos la tarta. Solo hace falta que se cuaje (como mínimo 4 horas) y decorarla con virutas de chocolate o como más te guste. Lo más práctico es hacerla de un día para otro y dejar que cuaje en el frigorífico. 


PREPARACIÓN- Versión clásica 
Primero vamos con la base. Para ello trituramos las galletas y luego las unimos con la mantequilla que debe estar a temperatura ambiente para que se ligue bien. Cuando este bien mezclado, lo vertimos sobre un molde desmontable, extendiendo bien la masa por toda la base y lo metemos en el horno unos 10 minutos a 180º para que la base se endurezca un poco. Cuando tengamos la base preparada es el momento de los chocolates. El orden de los factores no altera el producto, así que puedes empezar por el que quieras. Yo lo explicaré como lo ha hecho Mi Otro Yo, empezando por el negro. Para ello ponemos al fuego un cazo con 200 ml. de leche y 200 ml. de de nata y removemos. A continuación, añadimos el chocolate blanco y un sobre de cuajada y dejamos que hierva al menos de dos a tres minutos, sin dejar de remover. Cuando veamos que ya tiene consistencia, se vierte la mezcla sobre la galleta.  Luego es el turno del chocolate con leche. Para ello ponemos en el cazo el chocolate con leche, 200 ml de leche, 200 ml de nata y un sobre de cuajada y volvemos a calentarlo hasta que hierva al menos 2 minutos. Pasado el tiempo, rallamos con un tenedor la superficie del chocolate negro (para que agarre bien) y echamos con cuidado la nueva mezcla sobre la base del chocolate negro. Para evitar que se rompa la base, podemos ayudarnos con una cuchara, dejando caer la mezcla sobre una ella, antes de que tome contacto con la base. Repetimos la operación de echar el chocolate blanco, 200 ml. de leche, 200 ml. de nata y un sobre de cuajada y dejamos hervier la mezcla, siempre removiendo, de dos a tres minutos. Rallamos de nuevo la base y repetimos la operación. Ya tenemos la tarta. Solo hace falta que se cuaje (como mínimo 4 horas) y decorarla con virutas de chocolate o como más te guste. Lo más práctico es hacerla de un día para otro y dejar que cuaje en el frigorífico. 

¡¡¡FELIZ VIERNES Y BUEN FIN DE SEMANA!!!

jueves, 14 de noviembre de 2013

La biperina folclórica

Hoy no vengo a hablar de mi. Hoy vengo con ganas de presentaros un blog que desde ayer me tiene muy enganchada. 
Lo bueno de tener un trabajo nuevo es que conoces a gente nueva. Para algunas personas puede ser momento pereza, pero para mi no. En esta nueva etapa de mi vida estoy descubriendo a gente muy maja de las que te hacen el día más liviano. Y ella es este tipo de personas. Me gustó desde el minuto 1 de juego. Le mandé un e-mail, pidiéndole ayuda para un tema laboral, me contestó encantadora y desde ese mismo momento ya me llama por mi nombre. Detallazo cuando en ocasiones, y después de varios años, me he encontrado con compañeros que ni siquiera les sonaba mi cara y eso que traté con ellos en más de una ocasión.
Pues a lo que iba. Siempre me ha parecido una chica tremendamente divertida, siempre está de buen humor, es de las personas que al mal tiempo buena cara, de las que no tienen problemas en reírse de si misma, una persona auténtica de las que llaman al pan pan y al vino vino... Y ayer me alegró la tarde cuando me descubrió el blog "La biperina folclórica" . Si estáis hasta la peineta del mundo del corazón y de ver como se pavonea la ponzoña vestida de pret a porter este es vuestro sitio. Os lo recomiendo como lectura de cabecera bloguera porque, por lo menos por lo menos, os arrancará una sonrisilla. Espero que os guste tanto como a mi.

¡¡FELIZ JUEVES!!

miércoles, 13 de noviembre de 2013

Los remedios de la abuela: manchas en la ropa

Me viene de herencia, me suelo manchar con bastante facilidad. Le pasaba a mi abuela materna y yo he seguido fielmente sus pasos. Aunque, he de decir, que llevo una racha bastante buena. Creo que desde que un día en la oficina me embardurné de salsa de un pollo en idem sobre un vestido blanco, no he vuelto a mancharme descaradamente. Ahora es el turno de mis compañeras. Cuando no viene manchada una de maquillaje, viene la otra con una mancha de crema para el cuerpo. Así que va por ellas:
Manchas de grasa: El remedio más inmediato es el de espolvorear polvos de talco, cubriendo la mancha, dejar que penetre para que absorba la grasa y retirar el polvo sacudiendo la prenda. Si no tenemos polvos de talco a mano, lo mejor es usar jabón de lavaplatos tibio o caliente. Cuando vayamos a lavar la prenda, cubrimos la mancha con el jabón tibio o caliente, lo dejamos actuar un momento y después lavamos la ropa normalmente.
Foto
Manchas de maquillaje: Existen varios remedios. Uno de ellos es sumergir las prenda manchada en agua con vinagre durante unos minutos. Después ya las podemos lavar de forma habitual. Si la manchas es grande o rebelde, antes de meterla en la lavadora puedes sumergir la prenda un rato en agua templada, vinagre y unas gotitas de limón.

martes, 12 de noviembre de 2013

Ellos también son solidarios

Y me refiero a los hombres. ¿Y por qué no lo iban a ser? No pongo en duda que no lo sean. Simplemente, nosotras somos más dadas a unirnos a los movimientos que constatan esa solidaridad. Me refiero, por ejemplo, a exhibir un lazo rosa en nuestro perfil de whatsapp o en Facebook. 
Pero ahora les toca a ellos. En menos de 48 horas ha llegado a mis manos, por dos vías diferentes, información sobre la tendencia Movember. El "palabro" en cuestión viene de contraer las palabras moustache y november, ('bigote' y 'noviembre', en inglés) y no consiste en otra cosa que dejarse bigote o barba durante este mes de noviembre. Ellos, claro está. El objetivo de esta iniciativa es concienciar a los hombres de que también existen tipologías de cáncer específicamente masculinos, como el cáncer de próstata o testículos, y hay que apuntarse a las revisiones médicas periódicas y a llevar una vida saludable. 
En movimiento tiene su origen en Australia y data de 2003. Poco a poco se va conociendo mundialmente (la primera vez que supe de él fue a través del blog Finlandia no está tan lejos) y en España ya es una realidad a través de su web.
Ojala que todos nos conciencemos de que la salud es lo primero, que el médico es tu amigo y no tu enemigo, que es fundamental llevar una vida sana y que no se escatime ni un céntimo en la investigación del mal de la era moderna: el cáncer.

¡¡¡FELIZ MARTES!!

lunes, 11 de noviembre de 2013

El protagonismo de la Princesa

La Princesa no solo es protagonista de nuestros desvelos sino que además, esta semana será la protagonista en clase. Es una semana que los niños, o por lo menos la mía, esperan con impaciencia. Por lo que me cuenta, será la encargada de ayudar a la profe en clase, será la primera de la fila y algún que otro privilegio más. Hasta ahí todo me parece perfecto. Lo que no me gusta tanto es que los padres tenemos nuestra tarea en esta semana de protagonismo. Como todos los años por estas fechas tenemos que hacer un mural de fotos de la prota, con alguna frase breve, para que luego ella se lo explique a los compañeros. El primer año (2 añitos) me pareció una idea fantástica. Así podría enfrentarse a su timidez. El segundo año se me juntó con otras cuantas actividades extraescolares  y ya no me pareció tan buena la iniciativa. El año pasado ya me vino un poco largo. Pero este año, me ha sobrepasado. Más que nada porque, para no variar, me ha pillado el toro y la timidez se ha convertido en un desparpajo poco necesitado de ayuda. Sabía que la Princesa comenzaba su reinado el 11 de noviembre, pero lo que se me ha echado encima es el día. Se me está pasando el mes sin darme cuenta. Así que ayer deprisa y corriendo tuvimos que sacar las fotos (evitando Fotoprix por la promesa que hice en su día) y  diseñar el mural. Como ya llueve sobre mojado, sé que con unas cuentas fotos  y alguna que otra pegatina, de la miles que le trae su tía Pili, el mural queda digno. Y así fue. Pero... (siempre hay un pero) este año había una nueva vuelta de turca. ¡¡¡Las frases debían ir en inglés!!! Así que me tocó desempolvar el inglés y activar el traductor de Google y  más o menos ha quedado decente. 
Y si el mural no fuera poco, este año además he tenido que ¡¡¡escribir una poesía!! Como eran palabras mayores, su turno fue a primera hora de la mañana, por aquello de estar más fresca. Tuve a mi vera a una exigente protagonista que, pensando que su madre era por lo menos Quevedo, me hizo repetir alguna que otra estrofa, porque no le terminaba de gustar. Como bien reza el poema, da más risa que pena. Y como vergüenza tengo más bien poca, ahí va para sacaros una sonrisa, aunque sea lunes. 

Todas las mañanas me levanto muy contenta
pero tengo  mucho sueño y voy un poco lenta.
Me preparo para ir al cole donde voy a estudiar
y a la hora del recreo no paro de jugar y jugar.

Quiero mucho a mis amiguetes
y compartimos los juguetes
y a las profesoras Miriam y María
que con cariño y simpatía nos cuidan todo el día.

Esta semana yo soy la protagonista
y ayudaré a la profe en todo, hasta pasar lista.
Hemos hecho un mural y un poema
que dan más risa que pena.

Espero que os guste la poesía
que ha escrito mi madre que es muy lista
y ahora que se prepare María
que es la siguente protagonista

¡¡¡FELIZ LUNES!!!

viernes, 8 de noviembre de 2013

La Receta: Tarta de calabaza de Elena

Hoy, y sin que sirva de precedente, vuelvo con la temática de Halloween. Y no es porque me guste, que ya lo he dejado patente en varias ocasiones, pero es que no podía esperar un año más para compartir esta tarta de calabaza. La autora es mi vecina Elena. No tenía el gusto de conocerla, nada más que de hola y adiós, pero este año hemos coincidido más y me parece que nos vamos a llevar bien. A parte de ser un encanto, tiene unas manos para la repostería...  Lo primero que comí de ella fue la ya clásica tarta de los cerditos en la ciénaga y levité. Así qué ella fue la encargada del postre en la fiesta de Halloween (ya sabéis, mi primera fiesta Halloween en más de 40 años) y nos hizo esta tarta de calabaza.

La foto no es que sea mala, es perversa. Y encima no hice ninguna de su interior. Pero es lo que tiene estar en una fiesta, fuera de servicio, con una hija aterrada (aunque solo fue al principio) y sin la cabeza puesta en el blog. Pero si queréis verla por dentro, lo podéis hacer mirando el blog El Rincón de Bea, de donde Elena sacó la receta. Ahí va: 

Para el bizcocho:

INGREDIENTES

400 gr. harina
150 gr. azúcar 
2 cucharaditas de levadura Royal
2 cucharaditas bicarbonato sódico
3/4 cucharadita sal
1 cucharada canela
2 cucharaditas jengibre en polvo
2 cucharaditas de nuez moscada 
175 gr. azúcar moreno integral 
425 gr. puré de calabaza
5 huevos XL
250 gr. de aceite ( 290 ml.)

PREPARACIÓN 

Mientras el horno va cogiendo temperatura, 175º, engrasamos 3 moldes desmoldables de 18 cm. y los preparamos con papel de hornear en la base. Después tamizamos la harina y añadimos el azúcar, el bicarbonato sódico, la levadura y las especias y reservamos.
A continuación, mezclamos el el azúcar moreno con 1/3 del puré de calabaza y batimos lentamente hasta conseguir un mezcla sin grumos. Entonces añadimos el  resto del puré y el aceite y seguimos batiendo. 
Añadimos los huevos, ligeramente batidos, uno a uno hasta que estén totalmente integrados. Entonces incorporamos, en tres veces,  la mezcla reservada. Batimos hasta que estén integrados y repartimos la  masa uniformemente entre los tres moldes que teníamos preparados. Es muy importante que los tres moldes tengan exactamente la misma cantidad de masa.
Horneamos durante unos 20-25 minutos, dejamos enfriar sobre una rejilla durante 10 minutos y, pasado este tiempo, los desmoldamos, los damos la vuelta y los dejamos enfriar totalmente sobre una rejilla. Cuando estén totalmente fríos, los envolvemos en papel film y los metemos, de un día para otro, en la nevera para que se asiente la miga.

Para la crema

INGREDIENTES

500 gr. queso Philadelphia (blandito pero todavía fresco al tacto)
200 gr. azúcar glass tamizado
250 gr. nata para montar ( min. 40% MG)

PREPARACIÓN  

Montamos la nata y reservamos. Batimos el queso con el azúcar tamizada hasta que obtengamos una mezcla uniforme y cremosa. Añadimos la nata montada a la mezcla del queso y mezclar hasta que justo esté integrado.

MONTAJE

Igualamos los bizcochos para que todos tengan exactamente el mismo grosor. Colocamos el primer bizcocho boca abajo. En la superficie, extendemos una buena capa de crema y colocamos encima el otro bizcocho. Hacemos la misma operación, hasta colocar el último bizcocho. Después es el momento de cubrir toda la tarta con más crema y lo dejamos en enfriar. Para la decoración, Elena optó por cubrir todo el bizcocho con fondant naranja y colocar unas figuras alusivas a tan bonita fiesta.

Espero que os haya gustado. Lejos de ser un mazacote, como puede parecer en la foto, es muy esponjosa y suave. Sencillamente deliciosa. ¡¡¡Elena!!! Gracias por hacerla y querer compartirla.

¡¡¡FELIZ VIERNES!!!

jueves, 7 de noviembre de 2013

La maldición de los catálogos de juguetes

Cada año los Reyes Magos lo tienen más difícil. A parte de la crisis, que la hay para todos seamos reales o plebeyos, está el tema de los "tacágalos" o dicho en cristiano, catálogos. Desde finales de octubre que está el de El Corte Inglés en casa y en esta semana se han incorporado el de Carrefour y el de Imaginarium.
Así que la Princesa aprovecha mientras merienda para mirar y remirar los "tacágalos" y cada día quiere una cosa. Ya se ha convencido de que no porque ponga su edad se lo tiene que pedir. También está concienciada de que si se pide todo lo que quiere algún niño se quedará sin regalo porque los Reyes no llegarán a todo, ni a fin de mes si descuidan. Entonces lo que ayer era un imprescindible en su vida, hoy ya ni siquiera es apetecible. ¿Y con eso que consigue?  Pues que los Reyes se conviertan en procrastinadores como mamá. Me imagino a los Reyes seleccionando los regalos para la Princesa y al día siguiente cambiándolo y así desde hoy hasta el 5 por la noche. Y no quiero que los Reyes pasen por eso. 
Y luego está la engañifa de las fotos. Ya el tema Barriguitas, lo hemos superado. Creo que me vio tan desesperada el año pasado montando el dichoso cole que ella misma es la que no quiere verlas ni en pintura. Así que en este sentido estamos salvados. Pero, ¿y ese coche que aparentemente parece inocente y luego ocupa la mitad de la habitación y ni siquiera hay espacio en casa para que pueda girar? ¿Y esa cuna, con dosel, que es tan real que cabría un bebé rollizo? ¿Y esos cofres de disfraces que parecen ser la réplica del vestuario de la serie Isabel y luego no son más que cuatro trapos mal cosidos? ¿Y esa plastilina y esos rotuladores que aparecen tan apetecibles que hasta tú quieres pedirte y luego se convierte en material altamente contaminante, sobre todo para muebles y suelo?
Un estrés, eso es lo suponen los catálogos para mi. ¡¡¡Y todavía quedan dos meses!!! El poder del márketing infantil es casi invencible, pero no saben que el de las madres lo es todavía más. Así que habrá que ir centrando el tiro y convencer a la Princesa de lo que realmente quiere, gusta y necesita. 

¡¡¡FELIZ JUEVES!!!

miércoles, 6 de noviembre de 2013

Querer es poder

Hace muchísimos años tuve una compañera, argentina para más datos, que era un verdadero encanto. Trabajadora como nadie, aplicada, seria en su trabajo pero infinitamente divertida cuando la oportunidad lo permitía y, sobre todo, metódica. De ella aprendí y con ella aprendí muchas cosas. Había llegado a España por amor. A su entonces novio, que trabajaba en una multinacional española, le habían trasladado a Madrid y ella se vino detrás. Entró en la empresa con un sueldo modesto. No es que se necesitase su puesto pero mi jefe (y propietario) le quiso hacer un favor a su amigo y empleó a su chica. Por lo tanto, aunque su novio tenía un buen sueldo, ella no quería vivir de cuento y era tremendamente mirada para su dinero. No es que fuera tacaña, ni muchísimo menos, sino que miraba en que se gastaba hasta el último céntimo. 
Hace ya unos años, cuando llegaba el 20 de cada mes y mi cuenta corriente iba camino de tener más descubiertos que la portada del Interviu, me acordé de ella y me elaboré una hoja de excell en la que apunto todo lo que me gasto. Y desde que lo hago, ahorramos. Sobre todo porque comparo un año con otro. Y veo lo que sube la vida, lo que sube mi calidad de vida y en las tonterías que se me va el dinero. No llego al extremo de mi compi, que apuntaba hasta la calderilla (un chicle= 5 céntimos) sino que simplemente saco del cajero 20 €, lo etiqueto como "mano" y me los gasto sin apuntar a que va destinado cada céntimo. 
Y hoy estoy muy contenta. Porque con esta medida y con mi campaña "Apaga la luz", ¡¡¡este mes hemos pagado menos luz que el año pasado!!  Era un firme propósito que me marqué cuando anunciaron la subida y lo hemos conseguido. 
Os animo a crear vuestro excell o sino a usar alguna de las múltiples aplicaciones que hay para smartphones y tablets. Yo, como no podía ser menos, también tengo una en el Ipad.

¡¡¡FELIZ MIÉRCOLES!!!

(Si alguien quiere mi plantilla de excell que me lo diga y se la mando. No es gran cosa advierto)

martes, 5 de noviembre de 2013

El mal del procrastinador

Soy de las personas que funcionan mejor a primera hora de la mañana que a última. Debe de ser porque madrugo y a partir de las 8 de la tarde no soy persona. Por eso que muchas de las entradas las escriba a diario, nada más salir de la ducha. Esto me obliga a levantarme a las 6.15 de la mañana, cuando salgo de mi casa a las 8.45. Para algunos les parecerá una locura. Para mi, a veces, también. Pero es lo que hay. Algunos días, como hoy, no me puedo creer que ya sea la hora. Y entonces, con una agilidad mental asombrosa, repaso lo que he dejado para última hora (como buena procrastinadora) y recalculo los tiempos de acción, retrasando el despertador 15 minutos. Hoy, por ejemplo, ha sido de los días que lo he llegado a hacer hasta casi 3 veces porque una extraña fuerza me atraía hacia la cama, envolviéndome entre las sábanas, sin poder hacer nada en contra. Y no porque no tenga cosas que hacer. Es una de las mañanas que vienen cargadas. Así que voy como pollo sin cabeza, corriendo sin zapatillas por toda la casa, intentando que el tiempo me cunda como un día normal. Y siempre, o casi, funciona. Y cuando se levanta la Princesa, a las 8, parece que mamá se ha despertado a la misma hora de siempre. Pero yo sé que hay cosas sin hacer o cosas a medias. Y hoy le ha tocado al blog. Yo estoy aquí, pero mis ideas se han quedado en la cama acurrucadas al lado del Santo o bien conmigo porque no se atreven a salir por falta de tiempo. Y para plasmarse en la bloguesfera deprisa y corriendo, prefieren quedarse y salir en otra ocasión.
Y este es el mal de los procrastinadores. Ahora me lamento de no haber escrito aquella tarde libre la entrada que tengo en mi cabeza desde hace meses y que requiere tiempo para escribirla o no haber apuntado aquella idea que servía para un post rapidito.
Y después de esta parrafada, casi sin sentido, me gustaría que sintierais el compromiso que tengo con las personas que me siguen a diario. Yo solita me he buscado una obligación que muchas veces me reconforta y muchas otras me atormenta. Pero estoy muy contenta de sentarme cada día ante una pantalla en blanco y dejar un poquito de mi (parafraseando a la Tía Marina)
Y lo mejor de todo, que esta entrada absurda se convertirá en la más visitada del blog como me pasó con la del nivel 

¡¡¡FELIZ MARTES!!!
(Mañana más y mejor. Lo prometo)

lunes, 4 de noviembre de 2013

Al más puro estilo ñu

 
Dicen que la migración anual de los ñus desde las praderas del Serengeti hasta las llanuras del Masai Mara, en busca de los nuevos pastos que han resurgido durante la época de lluvias, es uno de los espectáculos más sobrecogedores que se puede ver en África. Lo del jueves pasado en el Congreso de los Diputados es de los espectáculos más bochornosos que nos ha dejado la fauna de los políticos españoles. ¡Me da tanta vergüenza ajena! Hay que ser tonto para ser protagonista de semejante estampida. Yo entiendo que uno, en víspera de puente, esté deseoso de salir corriendo. Pero nunca se me ha ocurrido hacerlo literalmente y más si sé que me están observando.  Siempre que me he ido antes del trabajo, en la mayoría de la veces avisando a mi superior, me ha dado mucho apuro pensar en que me podría encontrar con alguien que cuestionara mi salida. Pero estos señores ya veo que no tienen ningún reparo. (Ver vídeo)
Alguno de los que abandonaron el escaño al más puro estilo ñu han justificado su actuación con su hora de entrada al hemiciclo, 9 de la mañana;  sus intervenciones, en el debate de 3 leyes, y su derecho a dormir con su familia. Estos señores no tienen ni vergüenza, ni dignidad, ni categoría de estar allí sentados. ¿Cuántos trabajadores salieron tarde el jueves pasado, después de trabajar más de 8 horas, tuvieron que conducir un montón de kilómetros para llegar a sus casas y, encima, pagarse la gasolina? ¿Cuántos españoles están trabajando fuera de España, lejos de sus familias, a los que les da lo mismo que sea fiesta porque ni corriendo para coger el avión llegarían a tiempo para disfrutar de esos tres días junto a sus sus hijos y esposas? ¿Cuántos españoles trabajan los festivos para poder tener un sueldo digno que llevar a sus casas y mantener así a sus familia?
Cada día que pasa tengo más claro que el día que haya elecciones en este país, la que sale en estampida soy yo.

¡¡¡FELIZ LUNES A PESAR DE LA FAUNA QUE NOS RODEA!!

viernes, 1 de noviembre de 2013

El rincón dulce de Marina: tarta sin azúcar de Halloween



El truco de que hoy, día de fiesta, haya entrada es el trato al que llegué con la tía Marina. Y lo mejor de todo es que hoy nos trae una tarta con truco porque es ¡¡¡sin azúcar!!!
Yo que durante años he renegado de todo lo que oliese a Halloween, no solo voy a una fiesta, sino que me disfrazo y, además, os doy una receta de una tarta...Quién me ha visto y quién me, pero ¡¡¡renovarse o morir!!
Ahí va la receta:

Para el bizcocho sin azúcar:

INGREDIENTES

- 3 huevos
- 1 yogur desnatado con edulcorantes (del sabor que se prefiera)
- 1 medida de yogur de aceite de oliva suave
- 3 medidas de yogur de harina
- 5gr. de edulcorante liquido
- 1 sobre de levadura
- Ralladura de limón

 PREPARACIÓN

Primero se ralla el limón, con el vaso de la Thermomix bien seco se pone la cascara de un limón y se ralla a velocidad progresiva 6-10 durante 20 segundos. Se añaden el resto de los ingredientes. se mezcla todo durante 20 segundos velocidad 4, se termina de mezclar con la espátula. Se vierte la masa en un molde y se mete en el horno 30 minutos a 180ºC. Lo pinchamos antes de sacarlo y si sale el cuchillo limpio ya estará listo.

Para el ganaché de chocolate:

INGREDIENTES

- 200gr de nata para montar de más de 35% materia grasa
- 350gr chocolate con leche, bien en pepitas o a trocitos

PREPARACIÓN 

Ponemos a calentar la nata. Cuando vaya a hervir la retiramos del fuego y vamos añadiendo poco a poco el chocolate hasta conseguir una pasta fluida y perfectamente ligada. Dejamos enfriar a temperatura ambiente por lo menos un día para que tenga mayor consistencia. Si queremos un ganaché más denso aumentaríamos las proporciones del chocolate. 

Después cubrimos el bizcocho con el ganaché, lo decoramos con motivos de Halloween y... ¡listo! Si lo decoras con corazones, puede servir como tarta de San Valentín, otra de las fiestas que "adoro".
  

¡¡¡FELIZ DÍA DE TODOS LOS SANTOS Y, POR FAVOR, COMED BUÑUELOS, HUESOS DE SANTO Y PANELLETS!!

Mi enorme agradecimiento a la tía Marina por esta rica receta
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...