jueves, 28 de febrero de 2013

Los del megáfono


Que cantidad de información recibimos a lo largo del día. A veces útil e importante y otras no. Por ejemplo ayer, ¿era realmente necesario enterarnos de que que la señora del andén de enfrente iba a hacer un puré con calabacín? ¿tenía que saber que la conocida de la chica del otro extremo del vagón era una mentirosa compulsiva? ¿era imprescindible que toda la oficina se enterase de la conversación telefónica que estaba manteniendo una compañera? Pues no. Particularmente a mi me importaban un bledo. Pero he tenido que soportarlas porque procedían de ese tipo de personas que desayunan megáfono y no son capaces de hablar por debajo de los 150 decibelios. O lo que es lo mismo, el ruido que produce el despegue de un avión a reacción. ¡Qué molesto es! Y parece que va en la idiosincrasia de los españoles, pero me cuesta admitirlo. Porque me imagino que como yo, habrá muchas otras personas a las que les moleste esto mismo. Y creo que si seguimos subiendo el volumen, terminaremos todos sordos y tendremos que gritarnos aún más. ¡¡¡no, que espanto!! Y no sé si es cosa de nacimiento, educación o ambas cosas. Así que, en la medida de lo posible, estoy tratando de que la Princesa descubra el mundo del susurro. Tal es mi intolerancia a los gritones, que este verano decidí instalarme una aplicación en el IPhone que medía los decibelios. Cuando los niños (Princesas y Diegote) sobrepasaban el límite, me hacía la sorda. Y así conseguí que al menos dos días hablaran en un tono normal. Sería estupendo que fuera al revés. Cuando se alcanzara el límite permitido, se apagara la voz. Así todos haríamos el esfuerzo de no gritar. ¡¡Qué agradable sería todo!! Seguro que menos estresante.

¡¡¡FELIZ JUEVES!! 

 ¡¡Invierno vete ya, no te queremos más!!

miércoles, 27 de febrero de 2013

La maldición de los padres de niñas

¡Qué maldición tienen los padres de niñas! Desde que nacen y ven su carita hasta el final de sus días viven con la cruz de que un buen día dejarán o han dejado de ser el hombre de su vida para rendirse a los pies de un cualquiera. Me imagino que pasará al contrario en caso de las madres de niños, al ver a sus retoños babeando detrás de una pelandrusca. Yo, como solo tengo a la Princesa, eso que me ahorro.
Pero el Santo no. Y a los hechos me remito.
El amor de la corta e intensa vida de de la Princesa, su querido Miguel que además de compañero de clase es vecino, ha tenido un hermanito. Para que la mami de Miguel  no saque al bebé a primera hora de la mañana, hemos establecido que nosotros llevamos a los peques al cole y ellos los recogen. Así que el domingo se lo anunciamos a la Princesa para que se fuera pronto a la cama, misión casi imposible después del siestón que se durmió. Entre pitos y flautas le dieron las 11 de la noche por lo que estimábamos que el despertar iba a ser complicado. Pero cuando el amor llama a la puerta, nada es complicado. A las 7.30 en punto, media hora antes de lo habitual, la Princesa se levantaba, como si tuviera un resorte, y metiendo prisa al personal para no llegar tarde a buscar a Miguel. Ni las vacaciones, ni Papa Noel, ni los Reyes Magos lo habían conseguido, Pero Miguel si. La Princesa había madrugado, por ella misma, y se había levantado como un cohete. Y si eso no fue suficiente, se visitó muy veloz (como ella mismo dijo), me pidió un peinado diferente y se negó a llevar gorro porque se despeinaba. A las 8.30 estaba preparada, limpia, repeinada y desayunada. Inaudito. Y mientras yo me reía, el Santo se iba poniendo de todos los colores llegando a confesar que estaba contrariado, pero no por nada en concreto... ¿seguro? Y solo tiene 4 años...
Pobre Santo, lo que le queda por pasar

¡¡Feliz miércoles!!
¡¡¡Invierno vete ya, no te queremos más!!!

lunes, 25 de febrero de 2013

La importancia de dormir



Empezamos la semana con fuerzas renovadas. Ha sido un fin de semana extremadamente casero y en el que, sobre todo, hemos descansado. Tal es así que el viernes a las 9.30 el Santo ya estaba en la cama y una hora después nos fuimos nosotras. Para la Princesa era tarde pero no para mi que, normalmente, no me acuesto antes de las 12, aunque al día siguiente suene el despertador a las 6.30. Y dormí de un tirón hasta las 9 de la mañana. Total, diez horas y media durmiendo. Y me levanté con ganas de comerme el mundo. Estaba de buen humor, con ganas de hacer cosas, de que el tiempo me cundiese.. ¡¡y vaya si me cundió!!. ¡¡¡Qué importante es dormir bien, las horas suficientes y a la hora adecuada!! Es tan importante que se ha demostrado que las personas que descansan poco tienen menos reflejos, son menos atractivas e, incluso, tienen una mayor tendencia a padecer obesidad. Creo que son razones suficientes para tomarse esto del sueño en serio.
Hasta aquí la teoría que la tengo clara. La práctica es lo que no termino de dominar... Los domingos, por norma, no hay siesta. Más que nada porque no madrugamos y si dormimos siesta luego no hay quien duerma. Pues bien, la sobremesa comenzó con el Santo en un sillón, yo en el sofá y la Princesa enredando. La idea era ver una peli. La tarde continuó el Santo en el sillón, yo en el sofá y la Princesa en la alfombra (le encanta) dormidos como cestos. ¡¡¡No aprenderé!!! Eran las 11 de la noche y todos con los ojos como los buhos. Así que a Dios pongo por testigo que hoy a las 8 la Princesa está en la ducha y a las 9 camino de la cama. Y yo a las 11 como tardísimo.

Y ahora, si me permitís, voy a cumplir con mi castigo...

Los domingos no se duerme siesta, los domingos no se duerme siesta, los domingos no se duerme siesta, los domingos no se duerme siesta, los domingos no se duerme siesta, los domingos no se duerme siesta... (me quedan 94..)

¡¡Feliz semana a pesar del sueño que tengo!!

¡¡¡Invierno vete ya, no te queremos más!!!

viernes, 22 de febrero de 2013

La Princesa musical

Pues no. La Princesa no estaba colándose en la actividad extraescolar. Durante estas semanas ha sido un polizón autorizado. La profesora la vio tan emocionada que no le importó que acudiera a unas clases más. ¿Y el resultado? La Princesa tendrá una nueva actividad extraescolar a partir del mes que viene y este lo terminará sin tener que abonar la cuota. Aún así,  no me han gustado las formas aunque, por lo visto, es la práctica habitual en todos los colegios. Me parece un abuso que, sin la autorización de los padres, pongan el caramelo en la boca del niño para luego, quien sabe, quitárselo. ¿Y si no hubiera podido pagarlo? ¿Y si no quiero que la niña estudie música? En cualquier caso, no es mi situación. Es más, estoy encantada y espero que el día de mañana cante en el coro del cole, como lo hice yo durante más de 10 años. Eso si, una vez más me tendré que apretar un poco más el cinturón. Lo malo es que cada vez que me subo un agujero del cinturón virtual, me tengo que soltar uno del verdadero. ¡¡¡Como siga la crisis voy a terminar como una morsa!!!

¡¡Feliz fin de semana siberiano!!!

¡¡¡Invierno vete ya, no te queremos más!!!

miércoles, 20 de febrero de 2013

El talento oculto de la Princesa

Ayer nos dimos cuenta de que la Princesa está desarrollando un talento, hasta ahora oculto, que quien sabe si el día de mañana le dará de comer. La verdad es que nos daría un disgusto, pero de ella depende. Podría haber sido buena en música, matemáticas o en algún deporte. Pero nada tiene que ver. La Princesa tiene dotes para ser político, pero los del siglo XXI.
Por un lado está el tema de los sobornos. No hay día que no le lleve algo a su profesora. Los regalos pueden ser desde una hoja de árbol que nos encontremos de camino al cole, y la entrega es a vista de todos, como un dibujo o un bombón. En tales casos lo hace de forma discreta. Los mete en la mochila y no sé en qué momento del día hace la entrega.  La profesora me ha asegurado que es normal para la edad pero ¡¡¡qué va a decir la sobornada!!!
Por otro lado está el tema de chupar del bote. Ayer, en el transcurso de una conversación abierta, nada de espionaje, nos dimos cuenta de que la Princesa va todos los martes y jueves a la actividad de música y movimiento. Lo más gordo es que no estamos pagando. Todo empezó semanas atrás cuando, debido a la falta de alumnos, el departamento de actividades extraescolares organizó la semana del amigo. Todo los niños que acudían a esas clases podían invitar a un amiguito a conocerla. La Princesa salió encantada del cole porque había ido a música con Isabel y nunca más se habló del tema. Y no sé si es que esa semana del amigo es como la fantástica de El Corte Inglés,  que dura 15 días, o que la Princesa se cuela. El caso es que ayer dijo que había tocado el "piolín" en clase de música con Isabel.
Hoy me toca ir al cole a deshacer el entuerto y si, efectivamente, va de polizón habrá que apuntarla pero ya de forma legal. Está encantada con la clase y prefiero mil veces que aprenda música a que siga desarrollando este talento "politiquero".
Por cierto, me pasaré a  felicitar al de marketing de actividades extraescolares por su campaña. Al menos ha conseguido una nueva alumna, la Princesa. No sabéis en estos tiempos que corren lo que cuesta tener un nuevo miembro en algo que haya que pagar. Yo lo sufro todos los días.

¡¡¡Feliz miércoles!!

martes, 19 de febrero de 2013

Educación

Cuando la Princesa entró en el cole no quería hablar del tema. Era un tema tabú. Sólo decía que Fulanito pegaba. Cuando conocí a Fulanito era un armario de tres puertas modelo XXS. Y entonces pensé que, sólo por el tamaño, podría parecer que  Fulanito pegaba cuando sólo quería jugar con sus compañeros.  Pero no. Tres años después  Fulanito sigue pegando. Y lo malo no es eso. Lo malo es que la madre se pone de parte de su hijo y se atreve a regañar al oponente, sin saber como ha comenzado la tangana. Y lo que le está pasando a Fulanito es que se está convirtiendo en un niño raro, superprotegido, consentido y poco sociable con sus compañeros. Eso si, su madre está muy orgullosa porque a los 4 años ya lee de corrido. Y ahora que parece que se le está atragantando escribir la "p", en casa le están machacando a hacer fichas de caligrafía.  Desde mi punto de vista, creo que esos padres han bailado el orden de los factores. En casa se enseña educación y en el cole sabiduría Y no al revés.  ¿De qué le sirve ser un alumno ejemplar si es un niño poco sociable, que no es capaz de enfrentarse solo a los problemas y en definitiva es un inadaptado? Yo que su madre, estaría muy preocupada. Y no precisamente porque se le atasque la "p".
Por eso el domingo, cuando vi a la extraordinaria actriz Candela Peña preguntar angustiada sobre la educación que iba a recibir su hijo de 3 años, pensé que la peor del mundo. Porque mal ejemplo ha dado su madre al mentir como una condenada ante millones de persona sobre la muerte de su abuelo. Y si tiene el morro de hacerlo en público, de qué no será capaz esta señora a pequeña escala.
Otra cosa cosa es el tema del saber. Lo mismo su hijo es un zoquete y no llega a nada, independientemente del sistema educativo. Pero si está preocupada, por ejemplo, por el aumento de niños por aula, su querida amiga Cayetana Guillén Cuervo estuvo en un colegio en el que había 40 niños por clase y creo que no ha salido mal parada. Y no me lo han contado. Por suerte o por desgracia, compartimos colegio. Que por cierto, ya metidos en harina os contaré que era religioso. Tan rojos y tan ateos pero ahí estaban, junto al hijo de Massiel (con muchos cursos de diferencia entre una y otro). En fin, ¡cuanta hipocresía!
¡Ah!, y lo de extraordinaria actriz lo digo por el papelón que interpretó en su minuto de fama. No sé si en breve le darán un papel. Si es así, está claro que el fin habrá justificado los medios. Otro pilar fundamental que deberá inculcar a su hijo. Si, señora, penosa educación la que le espera a su retoño.   

¡¡Feliz martes!!!

lunes, 18 de febrero de 2013

Asco

Mucho asco. Asco e indignación. Indignación y vergüenza. Y así podía estar escribiendo todo el día. Eso es lo que me produjo la gala de los Goya. Y mira que no iba a verla, pero al final caí. Y me asqueé porque cuando lo puse no sabía si era un mitin político o la entrega de premios del cine español. Que penoso ver a los actores vestidos de Armani, Carolina Herrera,  Lorenzo Caprile.. hablando de recortes. Si, se que son vestidos cedidos pero estaréis conmigo que la escena ralla...
Y Candela Peña denunciando el estado deplorable en el que murió su padre en un hospital público sin mantas, ni agua y pasando hambre... Pero esta chica, ¿confunde la realidad con la ficción? Ya podría haber dado el nombre del hospital para no ir.
Estoy segura de que todos esos que hablaron no son mileuristas. Efectivamente no tendrán una nómina todos los meses pero prorrateando lo que ganan por película ganan bastante más que los españolitos de a pie. Así que menos quejarse...
En fin, que la noche para mi transcurrió entre asco e indignación excepto en los momentos en los que mis compañeros Jordi Gasull, Enrique Gato y Nicolás Matji subieron a por su merecido Goya. Y digo compañeros porque Tadeo Jones nació y creció en Intereconomía, le pese a quien le pese. Por lo menos, un aire fresco entre tanta ponzoña vestida de pret a porter.

viernes, 15 de febrero de 2013

Chicuelos, mucho ánimo y fuerzas para seguir luchando

Source: bing.com via Toyia on Pinterest

Hoy es el Día Internacional de los Niños con Cáncer y no quiero dejar de pasar por aquí para dar un abrazo virtual a esos niños y sobre todo a sus padres. A Dios gracias tengo una hija y unos sobrinos sanos. Todos los niños a mi alrededor, con los que tengo mucho contacto, están sanos y eso me hace muy feliz. Pero nunca dejo de pensar en todos aquellos niños que están malitos y que luchan día a día por mantenerse vivos un día más. Para ellos son muchas de mis oraciones y por ellos valoro más mi vida y todo lo que tengo. Chicuelos, mucho ánimo y fuerzas para seguir luchando.

 ¡¡Feliz fin de semana!!!

jueves, 14 de febrero de 2013

¡¡Qué pereza de día!!


Cuando era jovencita, muy jovencita, me encantaba este día. Procuraba ir de rojo y alguna peli pastelosa caía. Y eso que no estaba enamorada. Pero debe ser que me he hecho mayor, o vieja, y este día me parece absurdo, ridículo y en particular este año me sobrepasa porque me estoy volviendo a constipar y encima ayer pensé que era jueves, por lo que hoy me sobra. Y si estoy enamorada. Y después de este alegato en contra del día de San Valentín y con un humor que no me aguanto ni yo, aquí os dejo. Mañana más y mejor.

miércoles, 13 de febrero de 2013

Doble disfraz: Mickey-Oswald

Si tu hijo de 20 años te dice que tiene un gran problema es para preocuparse. Si es tu hijo de 5 el que te lo plantea, es posible que en menos de10 minutos te conviertas en superhéroe. Y eso es lo que le ha pasado a Mi Otro Yo.
Mi sobrino, el hombre de la casa o también llamado Diegote El Pragmático, tenía un gran problema. Se quería disfrazar de Oswald, un conejo también de la casa Disney, que junto a Mickey Mouse protagonizan el videojuego Epic Mickey.

El problema radicaba en que nadie iba a saber de que iba disfrazado. Y entonces super mamá entró en acción, "¿y si te disfrazas de Mickey y de Oswald a la vez?" Ojiplático se quedó. Y Mi Otro Yo se puso manos a la obra. Tenía claro que de frente sería Mickey y así nadie le preguntaría de qué iba disfrazado y de espaldas sería Oswald.
El cuerpo lo tenía fácil: ambos llevan un jersey negro. Para los pantalones, usó unos cortos rojos a los que, en la parte de atrás, superpuso una tela azul.




 Para los zapatos utilizó unas zapatillas oscuras y las cubrió con una especie de patuco amarillo. De esa manera por delante eran amarillos y por detrás seguían siendo oscuros.


Lo más complicado fue la cabeza. Pero cuando se trata de satisfacer el deseo de un hijo nada se pone por delante. Mi Otro Yo se hizo con un gorro de piscina blanco, al que le puso los ojos y la boca en fieltro y como nariz un pompón.
Y así, por fin, mi sobrino tuvo los dos disfraces en uno:

Oswald


Mickey

Y tan contento se fue al cole:



Y con esto, acabamos con los disfraces. Hoy, Miércoles de Ceniza, comienza la Cuaresma.

¡¡¡Feliz miércoles!!



martes, 12 de febrero de 2013

Mujer del siglo XXI: Muy preparada pero poco informada

Me había hecho el firme propósito de no entrar al trapo de la actualidad informativa porque, sinceramente, estoy hasta más arriba del moño. Si mi sobrina me dice mañana que le ayude con los deberes y el problema es "Bárcenas tiene 10 sobres y le da a Mariano 3, ¿cuántos sobres le quedan?", ni me sorprendería. Esto, me imagino, que durará hasta que llegue el próximo presunto chorizo y le quite la popularidad. Pero he sucumbido y espero que sea la única entrada que dedique a este tema.
No voy a entrar en la validez de los papeles, la contabilidad del PP o la renta de Rajoy. Me voy a parar en las esposas de los presuntos corruptos.
Vamos por partes: La infanta Cristina. ¡¡El dinerito que nos ha costado a todos los españoles que esta señora recibiera una formación adecuada a su linaje y posición!! Y parecía que no iba mal la cosa hasta que nos enteramos de que no tiene ni la más remota idea de los negocios, ingresos y presuntos trapicheos de su marido.
Por otra parte, Ana Mato, ministra de sanidad. A esta chica, ya señora, la tenía yo en estima y la veía como muy válida y preparada. Pero desde que sé que su marido, ya ex, aparecía con un Jaguar en su casa o con un fiestón para sus hijos y ella no sabía de donde salía el dinero para pagar todo aquello, ha bajado bastante en mi escalafón.
Esto me lleva a reflexionar sobre la situación y pensar que o estamos volviendo al siglo pasado, donde las mujeres esperaban el jornal del hombre y, sin preguntar de donde salía, compraban lo necesario y acataban las órdenes del marido o que en otros status sociales las parejas no comparten nada de nada.
Es posible que en mi caso sean habas contadas, pero os puedo asegurar que si el Santo se presenta con algún caprichito sé perfectamente de donde ha salido el dinero o la procedencia del regalo, si es que ha sido un regalo. Y al contrario también. Y eso es lo que considero yo un matrimonio. 
De la Semana Fantástica de la corrupción he sacado una conclusión: que la mujer del siglo XXI está muy preparada pero, sencillamente, está muy poco informada de lo que pasa a su alrededor.

¡¡Feliz martes!!

lunes, 11 de febrero de 2013

Resaca carnavalesca

Tal como y estaba previsto, el sábado nos fuimos de carnaval. Estuvimos en Valdemoro, localidad del sur de Madrid, de donde procede el Santo. Y aunque hay desfile y concurso, la Princesa se limitó solo a disfrazarse y a disfrutar de la cabalgata. Como ya os adelanté, este año la Princesa fue de carpa de circo. Si en otras habilidades el mérito es mío, en el tema disfraces es de la Tía Pili (hermana del Santo). No solo cose muy bien, sino que encima tiene mucha imaginación para el tema de los disfraces. Y aquí está la prueba.

La Princesa disfrutó muchísimo y no fue para menos. Hacía tiempo que no veía a tanta gente disfrazada con trajes tan originales y low cost, que es lo importante en estos tiempos.

Vi en vivo y en directo el famoso disfraz de ficha de Lego


Source: tipjunkie.com via Keisha on Pinterest



Me llamó mucho la atención el disfraz de hombre haciendo el pino:

Source: wikihow.com via Linda on Pinterest

En la línea de la Princesa también vimos a unos niños disfrazados de setas:

En un momento dado la calle se llenó de animales del bosque:



En definitiva, lo pasamos muy bien. Y está claro que en tiempos de crisis se agudiza el ingenio.

¡¡FELIZ SEMANA!!

viernes, 8 de febrero de 2013

Ser madre o ejercer de madre

Ayer no hubo blog. Y ¿por qué? Porque el miércoles por la tarde me declaré en huelga. No fue una huelga general. Solo me limité a ejercer de madre. De camino a casa iba con el firme propósito de hacer mil cosas: planchar, bajar algunas cosas al trastero, cocinar... Pero cuando llegué y vi a la Princesa intentando convencer al Santo para jugar a las directoras (ella no se conforma con ser profe, ella es la directora del cole) me di cuenta de que no juego con mi hija. Siempre estoy ahí, la escucho, comparto sus tonterías, inventamos juntas, vamos al parque, a la piscina... pero no juego con ella. Siempre mis obligaciones de ama de casa pueden más que las de madre porque, gracias a Dios, está el Santo. Así que el miércoles dije basta. Y jugamos a directoras, a curar a las mascotas, al cocodrilo sacamuelas, a operación, a Pepito caritas, a  un juego muy divertido para ejercitar la memoria, hicimos guiñol y enviamos a la bruja a la "mamorra"... ¡¡¡toda la tarde jugando!! Y no sé quien disfrutó más, ella o yo. Y este fin de semana, tocará planching deporte, sin duda, de moda. Sé que cuando lleve una hora de plancha me acordaré de la tarde del miércoles. Pero no me importará. Porque la tarde acabó con un gran abrazo de la Princesa, ya en la cama para dormirse, diciéndome: "Mami, me lo he pasado fenomenal. Te quiero".
Esta semana he aprendido que la casa, puede esperar. Pero la Princesa no. No quiero que un día sin darme cuenta, la Princesa ya no quiera jugar porque es mayor y yo no haya jugado con ella.

¡¡¡Feliz fin de semana!! Disfrutadlo mucho porque, aunque vendrán otros, éste pasará sin posibilidad de disfrutarlo más.

miércoles, 6 de febrero de 2013

País de catetos

No doy crédito. En dos ocasiones, y en menos de 15 días, Milan Piqué Mebarak ha sido protagonista de las noticias incluidas en el sumario de un telediario. ¿Y quién es Milan Piqué Mebarak? ¿un premio Nobel? ¿el economista que va a salvar a España de la bancarrota? ¿el presidente del gobierno de un país lejano que está visitando el nuestro? NO. Es el bebé de Gerard Piqué, doble campeón de Europa y campeón del mundo de fútbol, y de Shakira Mebarak, cantante colombiana. Y ¿por qué ha sido noticia de apertura? Porque España sigue siendo un país de catetos, como el que reflejaba las películas de Paco Martínez Soria. David Villa, también doble campeón europeo y campeón del mundo de fútbol, fue padre después de Piqué. ¿Y como se llama el retoño? ¿Fue niño o niña? Ni idea.. Y ¿por qué? Porque su madre no es una artista reconocida mundialmente. Lo dicho, país de catetos que nos dejamos deslumbrar por todo lo que venga del exterior y brille. Así nos va...
Por cierto, el bebé de Villa es un niño, su tercer hijo, y se llama Luca Villa González. Su madre no bailará el Waka Waka, pero seguro que es una excelente madre y su padre doble campeón de Europa y campeón del mundo de fútbol, como el papá de ese tal Milan.

martes, 5 de febrero de 2013

Jefas, madres, hijas y empleadas

Este fin de semana he visto por enésima vez la película "El diablo se viste de Prada". Me encanta. Y siempre que la veo no puedo remediar acordarme de una jefa que tuve. Para nada era igual de cruel y despiadada. Pero Meryl Streep me recuerda mucho a ella.  Me acosté con el regustillo de la peli y pensando en la relación perfecta entre jefe/a-empleado/a e inmediatamente lo extrapole a la relación madre/padre-hijo / hija. ¿Uno puede ser amigo de su hijo? ¿Y de su jefe? Desde mi punto de vista, en el primer caso, mi respuesta es rotundamente no. Tu padre/madre es tu padre/madre por muy majo y colega que sea y por mucha confianza que tengas con él/ella. No hay que olvidar que no deja de ser nunca tu padre y por ello le debes un respeto. Así ha sido siempre la relación que he tenido con mi madre y creo que no me ha ido mal. Y tenemos una relación fluida, hasta tal punto que hablamos todos los días y así espero que me vea la Princesa. Como una madre comprensiva, cercana, en la que puede confiar pero nunca su amiga. Soy mucho más. Soy su madre. 
En el caso de la relación jefe/empleado creo que si es posible la amistad, siempre que cada uno tenga clara su condición. Y siendo así, ecuánimes por ambas partes y respetándose el uno al otro, es más que lícito. Recomendable diría yo. En esta etapa turbulenta de mi vida laboral tengo la suerte de tener al mando a una amiga. Y eso, quieras que no, hace los días más llevaderos. 


¡Feliz martes y ánimo que acostándonos mañana y levantándonos después, al día siguiente ya es viernes!

lunes, 4 de febrero de 2013

Las cosas importantes


Dice este anuncio de Central Lechera Asturiana, que hay muchas razones por las que este país ha dejado de crecer, pero yo añado que sólo hay una por la que debe volver a crecer: los niños. Hagamos que nuestros hijos no solo crezcan en tamaño corporal. Debemos alimentarles también el alma para que nunca más lleguemos a esto.

¡¡Feliz semana a pesar de la recesión, del cinturón apretado, de la ropa heredada, la prima de riesgo y la que está cayendo!!!

viernes, 1 de febrero de 2013

¿Y de qué disfrazo a mi bebé?

Si el jueves pasado recibía un SOS de mi amiga Rousita con el problema del taller de la guardería del peque, esta semana era otra amiga quien lanzaba otro SOS sobre el tema carnaval. En la guardería le habían pedido que el enano (1 año) fuera vestido de un personaje de Toy Story. Si no te importa en que invertir tu dinero, la solución es fácil. Por 35/40 € en la tienda Disney encuentras lo que quieras. Pero si no estás por la labor, y encima eres un manazas, lo tienes bastante complicado.
He estado indagando en Pinterest, fuente inagotable de inspiración, y he encontrado algo que lo mismo puede servir.

He encontrado desde disfraces muy básicos y creo que rapiditos de confeccionar como estos:
Source: imgfave.com via Lea on Pinterest


Algunos ingeniosos como estos otros

Source: escapade.co.uk via Patty on Pinterest





Pero si te dejan temática libre y eres medianamente apañada, puedes hacer verdaderas monadas. ¿Qué os parece este de alce?


¿Y este de pulpo?



¡¡Mini Popeye!!!

Source: indulgy.com via Megan on Pinterest


Y para los papás más frikis...




La Princesa no tiene que ir disfrazada al cole, pero si se disfrazará el sábado de carnaval. Será de carpa de circo. La autora, su tía Pili como todos los años. Prometo fotos llegado el momento.

¡¡¡Feliz fin de semana!!!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...