jueves, 27 de septiembre de 2012

El barco


Llevo unos días en los que tengo la sensación de estar en un barco que va a la deriva. Tiempo atrás era un crucero en el que el lujo y la opulencia eran sus señas de identidad. Todo iba bien. Sin embargo comenzamos a entrar en una zona de marejada que pronto se convirtió en fuerte marejada con vientos huracanados. Y tuvimos que desprendernos de algunos de esos lujos. Y lo que parecía que iba a ser una simple tormenta pasajera se convirtió en temporal. Cambiaron al capitán y a la tripulación. Y la cosa no mejoró. Y ahora seguimos desprendiéndonos de cosas, algunas de ellas útiles. Y lo malo es que el pasaje se ha comenzado a sublevar. Unos porque ya no disponen de ese lujo del que tanto presumían. Otros porque en el comedor ya no se sirve solomillo sino pollo. Pero lo más preocupante es que los de los camarotes más inferiores empiezan a no tener ni siquiera pollo. Y el capitán no se pone de acuerdo con la tripulación, y los vientos continúan... Y hay días que parece que salvamento marítimo viene en nuestra ayuda. Otros días no. Y el barco se va a la deriva...

miércoles, 26 de septiembre de 2012

Son como esponjas...

¡¡Qué cuidado hay que tener con lo que se dice y más si hay un niño a tu alrededor!! Son esponjas y en cualquier momento te la pueden liar. Y para muestra un botón: Esta semana hemos tenido la prueba de natación de la Princesa en un cole contiguo al nuestro. En vista de lo cual le dije al Santo que fuera a recoger a la peque andando (vivimos a unos 800 metros de distancia)yo acudía directamente del trabajo a la piscina y luego nos volvíamos los 3 en coche. Cuando salimos de la prueba, el Santo me reconoce que se le había hecho tarde y que había ido en coche. ¡¡"Qué huevos tienes!!", le dije. Ya sé que no es muy fino y no está bien decir eso delante de los niños. Pero me salió del alma, era una conversación de mayores y la Princesa estaba nuestro alrededor jugando, ajena a lo que decíamos. O eso pensábamos. Por la noche, aún excitada de todo el día, no quería irse a dormir. Así que su padre se fue con ella un rato. Pero no era a papá a quien necesitaba, era a mamá. Así que fui yo para allá y aprovechando la coyuntura el Santo se escapó. Mientras salía de la habitación, la Princesa sentenció... "Mamá, ¡¡qué huevos tiene papá!!".Lo dicho: como esponjas.

¡¡¡Feliz miércoles otoñal!!!

martes, 25 de septiembre de 2012

Porque los 4 no se cumplen más que una vez


Este año nos hemos esmerado en la fiesta de cumple de la Princesa. Y eso que la cosa no estaba fácil. Por un lado estaba el listón de los vecinos, que al más puro estilo "dulces 16" han tirado la casa por la ventana en cada uno de los cumpleaños que hemos celebrado durante el verano. Por otro, la Princesa últimamente ha tenido una vida social que para mi la quisiera y fruto de ello invitamos a 20 peques, son sus correspondientes madres y correspondientes padres. En total montamos una fiesta para casi 70 personas, el mismo número de invitados que vinieron a mi boda. Casi nada. Con la política ahorradora de los últimos tiempos, allá por primavera vi unos platos, vasos y servilletas en Tiger muy bien de precio con motivos de circo. Así que compré un arsenal y desde entonces estuve haciendo campaña con la Princesa para que no pensara en otra cosa que en una fiesta de circo. Mentiría si no admitiese que no me costó. Pero cuando hice la invitación y la vio, no pensó en otra cosa que en un cumple de circo.
La Princesa tenía como referente un cumple en el que los papis habían subcontratado todo: desde la decoración del local hasta el catering. Una pasada, todo sea dicho de paso. Pero ella no iba a ser menos y tuve claro que tendría una fiesta por todo lo alto, pero con la diferencia de que todo lo harían mamá y papá.
Junto con la plantilla para hacer la invitación encontré algunos motivos que me sirvieron para hacer detalles que encantaron a los papis, como por ejemplo las pegatinas para personalizar los vasos:



En la mesa de las bebida coloqué los vasos son sus correspondientes pegatinas, un cubilete con rotuladores y un cartel que rezaba: "Coge un vaso, pon tu nombre y disfruta". Los papás fueron muy obedientes y además de hacer la gracia fue un ahorro importante de vasos. En todo momento cada uno sabía donde estaba el suyo.
Del mismo estilo que las etiquetas encontré cartelitos para señalar qué era cada cosa. Fue muy útil sobre todo porque entre los invitados teníamos a una mamá y a un niño celiacos, aunque toda la comida de la mesa de los niños no tenía gluten. He de decir que los sándwiches y la tarta si tenían, pero me ocupé de comprar pan especial y una tarta solo para ellos dos.
Otra de las cosas que me preocupaba era la decoración del salón. La sala de fiesta de mi urbanización es grande y siempre parece desangelada. Traté de combinar todo en rojo, blanco y azul. Y gracias a los pulmones del Santo, a los míos y a los banderines de Baballa (qué haría yo sin ella) conseguimos que quedara preciosa. 
Si queréis los banderines, pinchado aquí os podréis bajar la plantilla, una vez más gracias a la cortesía de Baballa.
En cuanto a la comida fue para todos los gustos. Para los peques los clásicos sandwiches de nocilla, jamón y queso y chorizo. Para los mayores hice salmorejo, quiche de bacon y queso, empanada de pulpo, sandwiches estilo Rodilla, surtido de ibéricos, jamón con melón, queso, nachos con salsa, amén de las clásicas patatas, gusanitos, aceitunas y galletas saladas.

Y por supuesto, la tarta. No podía faltar una enorme tarta de chocolate. Ahí fui débil y acabé por comprarla. Pero la repostería no es lo mío y hacer una tarta para tanta gente era una responsabilidad. Como gracia, le compré una vela/bengala que no sé si le hizo demasiada ilusión en su momento. Pero ahora, viendo las fotos está encantada.
Y lo mejor de la fiesta fue la animación que contratamos para que los 20 enanos estuvieran entretenidos y controlados. Pero este tema da como para escribir un nuevo post.
Cuando todo acabó estaba agotada pero con la satisfacción del trabajo bien hecho. Más que nada porque la Princesa me repitió más de una vez esa noche que había tenido una fiesta de cumple chulísima.
Y aunque hoy piense que los 5 se celebran en una piscina de bolas, estoy convencida de que en cuanto empiece el verano empezaré a maquinar. Solo me arrepiento de dos cosas. Una de no haber hecho más fotos y la segunda la de no haberlas hecho mejor. Recordarme que cuando me toque la lotería y deje de trabajar me compre una buena cámara y haga un curso.

¡¡Feliz martes!!

lunes, 24 de septiembre de 2012

Mi Princesa ya tiene 4 años

Pues si, parece que fue ayer, pero el sábado mi Princesa cumplió 4 años. Toda una legislatura completa. Y si hago balance no puedo decir otra cosa que la maternidad es una experiencia maravillosa. ¡¡En estos cuatro años he aprendido tanto de ella y con ella!! Ni en mis mejores sueños imaginé que algún día fuera madre de una niña tan guapa por fuera y, lo que es más importante, por dentro.

¡¡¡FELIZ CUMPLEAÑOS PRINCESA!!!

viernes, 21 de septiembre de 2012

Lo que era y en lo que he quedado...

Si algo tengo, además de kilos, es memoria. Soy capaz de reconocer una cara por la calle (como la de Albert Rivera de Ciudadanos que ayer me lo crucé y le reconocí y eso que este chico ni me va ni me viene), como los nombres, los datos y, por supuesto, las efemérides. Me acuerdo, por ejemplo, del día que hice la entrevista para el trabajo que hoy desempeño, como iba vestida la que hoy es mi jefa y el día que me incorporé. No pasa un día de Santa Mónica, Virgen del Carmen, San Luis, San Alberto... que no felicite a los allegados y, claro está, me pasa lo mismo con los cumpleaños. Pero esta semana estoy que no estoy. En el trabajo estoy hasta arriba. Y no por volumen, porque ha habido veces que he tenido muchísmo más y he podido con ello, sino porque todo cuesta una barbaridad. Y si al desgaste físico y mental se une la faceta de madre multitarea, mi agotamiento es tal que se me olvidan los cumpleaños, santos y los recados importantes. Así que hoy tengo el firme propósito de llamar a mi tía, que su cumple fue el sábado y aún no la he llamado, hablar con una amiga que se casa mañana en la intimidad y tengo ganas de mandarle un achuchón y de comprar un disfraz de Power Ranger Musculoso Rojo, que me comprometí a comprar el viernes pasado para un cumple de un amiguito de la Princesa y aún no lo he hecho. 
¡¡Por fin es viernes!! ¡¡Disfrutad del día!!

jueves, 20 de septiembre de 2012

Pasa la vida

La cantidad de noticias relevantes ocurridas en los últimos días y la rapidez con la que han caducado me ha hecho pensar en lo efímera que es la vida. El lunes solo se hablaba de que el Madrid estaba a 4 puntos del descenso y de que Mou no tenía equipo. El martes ya nadie se acordaba del Madrid porque Esperanza Aguirre dimitía. Ni 24 horas le duró el protagonismo a la ya ex-presidenta. Esa misma tarde el centro de las miradas era la muerte de Carrillo y ayer nos preocupaba Artur Mas. Por un lado pienso que la vida pasa rápido. Ahora mismo estoy frente a una taza de café desayunando, mientras sale el sol. Cuando me quiera dar cuenta me estoy lavando los dientes para volverme a acostar. Pero por otro lado me lamento de que es jueves cuando pensé que era viernes. ¡¡¡Qué semana más larga!!
No hay quien me entienda. En cualquier caso lo que si tengo claro es que hay que exprimir cada día de tu existencia porque pasa la vida, y vaya que si pasa rápido.
¡¡¡Feliz jueves, aunque yo piense que sea viernes!!!

miércoles, 19 de septiembre de 2012

Esas preguntas...

Ayer, después de cuatro años de conversaciones infantiles, me enfrenté a la primera conversación con mi hija de esas de "no se que puñetas decirte". Os pongo en situación: Noche toledana. La Princesa "regomitó" 2 veces y a las tantas de la mañana no solo tuve que cambiar sábanas, colcha, limpiar colchón... sino que la tuve que volver a bañar y lavar y secar el pelo. Y encima la jornada laboral no acompañó. Así que a las 7 de la tarde estaba agotada. Volvíamos de casa de los abuelos, que no sé por qué no fue al cole porque estaba mejor que yo, y un poco antes de llegar comienza la conversación:

Princesa-  Mamá, ¿cuando cumpla cuatro, luego cumpliré cinco?
Mamá- Claro cariño, y luego seis y luego siete y así muchos más
Princesa- Y cuando cumpla muchos ¿me moriré?
¡¡¡Alerta, terreno pantanoso!!
Mamá.- Pero para eso falta muchísimo
Princesa- Cuanto, ¿2011?
Mamá.- No tantos, pero si muchísimos
Princesa- Pero cuando te haces viejito te mueres
Mamá- Si cariño, pero muy viejito. Mira la abuela pequeña (su bisabuela que ya pasa de los 90) ella es muy viejecita y aún está viva.
Princesa- Mamá, y no me quiero morir
Mamá- Y yo no quiero que te mueras (dicho con un nudo en la garganta)

Y oh bendito aparcamiento... ¡¡vamos Princesa, que ya hemos llegado!!

Creo que es esta ocasión el resultado ha sido Mamá 1-Princesa 0. Pero que queréis que os diga, aún no estoy yo preparada para estos combates.

martes, 18 de septiembre de 2012

Respeto a los blogueros

No sé si me puedo considerar bloguera o no. Si tomo al pie de la letra las palabras de Forrest Gump y  tonto es el que hace tonterías, bloguero es el que escribe un blog, ¿no es así?  Pues si así es, me considero bloguera. Desde que empezara, el pasado 30 de noviembre, he escrito 223 entradas, se han visto o leído
15.743 veces y he recibido 101 comentarios. Y os puedo asegurar que aunque las cifras me llenan un montón, hay veces que este hobby se convierte en tortura y saco las ganas de escribir de no sé donde. Pero lo escribo porque es un compromiso que tengo con la gente que me sigue. Y espero, de alguna manera, enriquecerles con mis opiniones, arrancarles una sonrisa con mis tonterías, enternecerles con las historias de la Princesa o simplemente entretenerles el minuto que dura la lectura de cada una de las entradas. Y lo hago porque quiero y porque me da la gana. Casi todos mis post son escritos a la carrera, o bien a las mil con los ojos sujetos con palillos para no dormirme o bien al amanecer, cuando aún las calles no están puestas. Las fotos proceden de mi IPhone, con una calidad que muchas veces dejan mucho que desear, o de Pinterest. Y si alguna vez he tirado de fotos de otro blog, me he cuidado mucho de poner la procedencia y de enlazar la foto con la procedencia original. 
Pero hay blogs muy cuidados en diseño y fotografías. Además son muy útiles y entretenidos. Son simplemente impecables. Ahora mismo podría citar a tres sin dar muchas vueltas: Webos Fritos, Recetas de Rechupete o mi biblia Baballa. No he tenido el placer de hablar con sus autores de este tema, pero estoy segura de que cada entrada les ocupa mucho tiempo libre. Por eso me cabrea enormemente que no se les respete su trabajo y que otros blogs, páginas web (algunas hasta de organismos oficiales) y publicaciones utilicen sin pudor las fotografías de los blogueros, sin citar la procedencia e, incluso, recortando o haciendo desaparecer su marca.

Es el caso del blog Quesos de Galicia (me vais a permitir que no enlace su web porque no me da la gana) que para ilustrar su receta de Pizza de Lacón con Grelos y queso Arzúa Gran Abade utiliza sin pudor una foto de Recetas de rechupe de su Pizza de Lacón con Grelos y queso Arzúa Ulloa. ¡Andá qué casualidad! ¡No solo la foto es la misma sino que la receta también!!
Webos Fritos ha visto como sin comerlo ni beberlo se ha convertido en proveedora gráfica de, por ejemplo, el Diario de Mallorca.

o El Museu de la Xocolata de Barcelona
 
Por su parte, Cocina con poco ha visto viajar a su Granizado de Sandía y Frutos Rojos hasta México, a la Revista Zoom. Afortunadamente, han retirado la foto y han pedido disculpas públicamente. 
En fin, con todo esto quiero reivindicar el trabajo de los blogueros. De los excelentes,  como los citados en esta entrada, como los de andar por casa como yo. Como bien dice Su en el manifiesto escrito en Webos Fritos , "el fotógrafo trabaja mucho y bien, regala su trabajo a todos nuestros lectores, por el puro placer de compartir"..."Compartir una buena receta lleva mucho tiempo de elaboración, pruebas y esfuerzo personal".
Listillos del mundo, ¡¡no vayáis de sobrados!!! Nos guste o no lo que se escribe por ahí, hay que respetar a los blogueros.
Buen martes (que acostándonos esta noche, pasado mañana es viernes)
 

lunes, 17 de septiembre de 2012

viernes, 14 de septiembre de 2012

¿Nos mudamos?

Eso es lo que deben pensar los vecinos algunos días por las mañanas. En concreto hoy, parece que he salido de casa dispuesta a no volver más. Y, como no, la causante no es otra que la Princesa. Este curso ya es muy mayor y lleva la agenda en una mochilita pequeña. Encima los martes y jueves tiene danza española y habrá que llevar otra mochila para la falda y los tacones. Y los viernes, toca natación. Así que tenemos otra mochila más para el bañador, toalla y chanclas, además del repuesto de ropa para que después de la pisci  vayamos directamente al parque. Y como mi jornada laboral la empalmo con la maternal, me llevo una bolsita con la merienda. Bolsita que guardo en el frigorífico de la oficina y que la rescato gracias a los recordatorios insistentes de mis compañeros. Así que hoy en particular he salido de casa con mi superbolso de mami (en el que tan pronto encuentras una cuchara, que toallitas, que el cargador de IPhone), la bolsa de la piscina, la de la merienda y con una extra de un regalito de cumple que tiene que hacer la Princesa. Menos mal que hoy va al cole con el Santo, sino habría que añadir la mochilita diaria y a la Princesa. Como siga así el curso, amenazo con robar un carro de Mercadona e ir a todas partes con al al más puro estilo homeless.

¡¡¡Feliz viernes!!!

jueves, 13 de septiembre de 2012

El invento del verano

Mi Santa Madre es muy aficionada a adquirir artículos con las promociones de los cupones de los periódicos. Pero no es una loca de los peines que lo mismo le da un chándal del Real Madrid que un robot de cocina. No, ella selecciona. Gracias a su afición, en Las Navas tenemos una estupenda vajilla de Santa Clara y una cristalería de Bohemia, por citar algunos ejemplos. Pero cuando me comentó su última adquisición pensé: buff ¡qué perezón! ¡Una escoba eléctrica! Y encima, se la llevaba a Las Navas. Con toda la tierra que se mete en casa, dos días le daba yo a la escoba. Pues no. No ha sido así. La escoba ha sido la estrella del verano. Esa amiga fiel que ha hecho desaparecer la tierra de casa en un abrir y cerrar de ojos, que ha permitido dejar el suelo sin una miga, a pesar de que el Santo y la Princesa (ambos muy paneros) comiesen juntos... Vamos, el invento de las vacaciones.
Y ahora que cada mochuelo ha vuelto a su olivo, la escoba ha vuelto a casa de mis padres. Y yo casi la echo tanto de menos como a los Gin Tonics a la luz de la luna. En vista de lo cual, en cuanto pase el cumple de la Princesa, peinaré las calles en busca de una escoba eléctrica como la de mi Santa Madre: una escoba BB (buena y barata (10 €) porque bonita, bonita ni fu ni fa)
Desde aquí entono el mea culpa y pido disculpas a mi Santa y a su escoba por dudar de ellas.

miércoles, 12 de septiembre de 2012

El verdadero armario de una princesa

Me encantaría vestirme como una princesa. Pero nada de imitar a Leticia, Mary Donaldson o Máxima Zorreguieta. Vestirme como una verdadera princesa de cuento. Una princesa de Disney. Ya tengo los modelos. Solo me falta tener dinero para comprar todo esto y ocasión para ponérmelo:


martes, 11 de septiembre de 2012

La mochila del cole

No sé si es la moda o pura coincidencia. El caso es que a Diego, mi sobrino, y a la Princesa les han pedido para el cole la típica mochila ligera de cuerdas que tanto se lleva ahora.  Estuve buscando por las tiendas a mi alcance y solo encontré una bastante fea, grande y cara. Así que no me servía. Así que se me ocurrió hacerla yo a mi gusto. Pero el tiempo era escaso y mis habilidades, en lo que a costura se refiere, son nulas. En vista de lo cual opte por comprarle un sucedéneo que parece que ha colado porque no me han dicho nada.  Es de Imaginarium así que de barata nada de nada. Pero por lo menos es pequeña y cómoda. La mochilita, en la que solo va a llevar la agenda y el baby, me ha costado casi 18 euros, ahí es nada.
Mi Otro Yo ha sido mucho más lista y se ha hecho la bolsa/mochila. Tampoco es que sea la próxima Aguja de Oro, pero cose bastante mejor que yo. Pero en esta ocasión ha sido más imaginativa que costurera y le ha hecho a mi sobrino la mochila envidia del cole: la mochila de Angry Birds.
Materiales: una bolsa/mochila de propaganda, fieltro, tijeras y pegamento

Una vez que se hizo con todo lo necesario, escogió un motivo al gusto de mi sobrino. En este caso tocó Angry Birds. Primero recortó el cuerpo y las características cejas del pajarraco y las pegó.


Después fue el turno de los ojos y el resto de los detalles. El muñeco iba cogiendo forma:



 Cuando tuvo el pájaro bien formado lo pegó a la bolsa:


Y finalmente para tapar la publicidad de la bolsa optó por hacer una pastilla con su nombre:


Desde luego más chula, barata y original no puede ser la mochila de mi sobrino.


lunes, 10 de septiembre de 2012

¡¡Un nuevo curso!!

Hoy es el día de la vuelta al cole para todos los niños de España. o eso creo. Sin embargo, la Princesa comenzó de jueves pasado. De ahí mi ausencia de estos días. Padres e hija estamos aún en periodo de adaptación de horarios, costumbres y hábitos. Y, sinceramente, no se a quien de los tres nos está costando más. 
Este es el tercer año que la Princesa va al cole pero ha sido el primero en el que no ha llorado. Y eso, facilita las cosas. El curso de los 2 años fue un horror. El primer día no lloró, lloramos nosotros. Dejábamos a nuestra niña en manos de unos absolutos desconocidos la friolera de 8 horas. Yo, más o menos, lo llevé pero para el Santo fue un infierno. A cada rato que podía se iba al colegio para intentar ver a la Princesa en el patio entre las rendijas de la verja. No era el único padre y desde fuera era cómico verlos cara a la pared, como si fuera el muro de las lamentaciones. El segundo día si lloró, y el tercero y el cuarto... Y las visitas al muro eran cada vez más angustiosas. Si la veía malo, pero si no la veía peor. Así hasta el 22 de septiembre, día de su cumple. Todo cambió y la peque fue al cole tan contenta hasta el último día.

Llegó primero de infantil y pensábamos que iba a ser mejor. Pero nada más lejos. Lloró desde el primer día hasta el 1 de octubre. Solo dio una tregua el día de su cumpleaños. Nos prometimos que ese año no habría muro y así fue. Más que nada porque su patio daba al interior.  
 Este curso está siendo diferente. No hay angustias, ni lloros, ni muro.  Desde el primer día ha ido contenta y feliz y esperemos que siga así. Entró tan contenta, saludando a unos y a otros con su mochila a su espalda más feliz que una perdiz. La Princesa se hace mayor. Y ya no habrá más lloros, ni muros, ni días de angustias. Por lo menos por estos años en los que los peques van a cole a aprender jugando. Cuando llegue la hora de hincar los codos seguro que cambian las cosas. Pero de momento, disfrutemos.

¡¡Feliz semana y feliz vuelta al cole!!!

miércoles, 5 de septiembre de 2012

Un amor de los de verdad

Os voy a contar un cuento. Tal día como hoy de 1944, en la cripta de la Catedral de la Almudena de Madrid contraían matrimonio una pareja de jóvenes. Lo hacían después de una larguísima relación. Él, muy guapo, parecía un galán de cine. Ella si que parecía una estrella con un elegante y elaborado vestido de novia, envidia de todas la jovencitas de la época. Desde ese momento su amor fue incondicional. Siempre juntos. Regañaban como todos los matrimonios, pero su enfado duraba poco. Se conocían como nadie y con una sola mirada se decían muchas cosas. Y tuvieron hijos. Dos niñas. Y se siguieron queriendo, amando y respetando. Y luego llegaron los nietos y después los bisnietos. Y su amor fue infinito e incondional. Sin peros, con algún que otro reproche, pero amor verdadero. Solo, 64 años después, la muerte les separó. Y ella desde el cielo y él desde la tierra, se siguieron queriendo. Y hace casi 3 años él se marchó a acompañar a su mujer. Y estoy segura de que se continuarán amando.
Esa pareja de guapos eran mis abuelos, mi ejemplo de amor y de respeto. Ojala mi Santo, al que adoro,  y yo nos lleguemos a querer tanto como se quisieron ellos. Tatá y Totó, ¡¡feliz aniversario!!

martes, 4 de septiembre de 2012

Valiente sinvergüeza...




El príncipe está triste... ¿Qué tendrá el príncipe? 
Los suspiros se escapan de su boca de fresa, 
que ha perdido la risa, que ha perdido el color.
El príncipe está pálido en su silla de oro, 
está mudo el teclado de su clave sonoro, 
y en un vaso, olvidada, se desmaya una flor... 


¡Oh que pena! No se siente valorado en el Real Madrid ni querido en el vestuario... Se quiere marchar porque el club no le apoya en su pelea por el Balón de Oro y, encima, no le han revisado su contrato, por el que ahora cobra 10 millones de euros netos anuales, hasta 2015. Valiente sinvergüenza... No me cabe otro adjetivo. El niñato este hace estas declaraciones en un país donde hay más de cinco millones de parados y el suyo tampoco anda corto. En un país donde se recogen tapones para pagar tratamientos para niños con problemas. Donde hay familias que subsisten con 400 euros mensuales. Donde hay muchísimos profesionales muy preparados trabajando de sol a sol por 1.000 euros y sin que nadie alabe su trabajo. Donde hay padres con niños enfermos terminales... Y este indeseable cobra tanto o más que el presupuesto anual de muchas localidades españolas, tiene un niño sano, una mujer de bandera y hay gente que se gasta lo poco que tiene por verle jugar. Pero el niñato está triste. Pues hale, si se quiere ir que se vaya.  Y a mi, como si se inunda el mundo entero con sus lágrimas de tanto llorar de pena.

lunes, 3 de septiembre de 2012

Hoy sí que sí...

Hoy ya no hay excusas que valgan. Hoy sí que sí. Porque hoy es la madre de todos los lunes. Hoy el país vuelve a ponerse en marcha, o eso espero por la cuenta que nos trae. Hoy comienzan la temporada los clásicos de los medios de comunicación, estrenan los recién nombrados, empiezan los temidos exámenes de septiembre y para algunos, como la Princesa, comienza la semana de su incorporación al cole. Comienzan los atascos, las colas en el super, las reuniones...Afortunadamente para mi, todo vuelve a la normalidad rutinaria, ¡¡¡bendita rutina!!!
Pensaréis que estoy loca pero estoy muy contenta de que hoy sea la madre de todos los lunes.

¡¡¡Feliz semana a todos!!!

sábado, 1 de septiembre de 2012

La Receta: Flan de orujo


Una de las grandes cosas que me he traido de Galicia este año ha sido una receta: la del Flan de orujo. Lo comimos un día en Combarro y desde que probé el primer bocado pensé que eso lo tenía que hacer yo. Y me acordé de una receta que, oh sorpresa, me había pasado el Doctor Anónimo y que manipulándola un poco seguro que salía parecido. Así que en su honor, el día de su cumple me puse a investigar y ¡¡tachán!! lo conseguí. Aquí está la receta:


INGREDIENTES

1 Litro de nata líquida
1 paquete de flan Royal de 8 raciones
1 vaso (de los de agua) de café ya hecho
1 vaso (de los de agua) de orujo blanco
Galletas María o similar

PREPARACIÓN

Se pone la nata a fuego lento. Antes de que rompa a hervir se echa el flan y se mezcla bien sin dejar de remover. Cuando esté bien disuelto se agrega el vaso de café y el vaso de orujo. Se mezcla todo y se vierte en un molde, previamente caramelizado (el caramelo viene con el flan Royal. A continuación se colocan las galletas para que sirvan de base, se deja enfriar y se mete en la nevera hasta que cuaje. Mejor si pasan, al menos, 12 horas. Para comer, se desmolda en una fuente dejando las galletas en la parte de abajo

¡¡¡Riquísimo pero no apto para niños porque el alcohol permanece!!!

*La foto es del flan del restaurante. Por eso está en un cuenco. Pero con galletas está más rico
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...