jueves, 12 de julio de 2012

No nos olvidemos


Hay dos fechas en la historia reciente de España que todos recordamos donde estábamos o qué estábamos haciendo. Una es el 11 de marzo de 2004 y otra es el 12 de julio de 1997, tal día como hoy de hace 15 años. Para los desmemoriados voy a recordarles que el 10 de julio de 1997 ETA secuestraba a Miguel Ángel Blanco Garrido, un concejal del PP de Ermua, y da un plazo de 48 horas al Gobierno para anunciar el traslado de todos los presos al País Vasco. El Gobierno lo tuvo claro desde un principio y aseguró que no cedería al chantaje de ETA. La familia también. No sólo los vecinos de su pueblo salieron a la calle. Las manifestaciones exigiendo su libertad fueron constantes. En definitiva toda España salió a la calle, excepto los mal nacidos de Herri Batasuna. Y llegó el día: 12 de julio de 1997. Y ETA cumplió su amenaza y disparó dos tiros en la cabeza de Miguel Ángel. Y murió.
Y cuento todo esto porque de vez en cuando hay que recordar que un joven, con toda la vida por delante, murió por unos principios. Por no ceder a un sucio chantaje de unos h*** de p***. Y si finalmente acercan a esos presos, ¿por qué tuvo que morir Miguel Ángel? ¿Cuál fue el sentido de su muerte? Por favor, no nos olvidemos NUNCA.
Y este es mi pequeño homenaje a Miguel Ángel, a la que iba a ser su mujer en unos meses, a su hermana y, por supuesto, a sus padres que no quisieron dar su brazo a torcer por algo que los asesinos ya han conseguido a cambio de nada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...